image

 

Kim Kardashian se encuentra muy molesta por las revelaciones que recientemente hizo su ex novio, Ray J, pues lejos de hablar maravillas de la socialité, dejó en evidencia que mucho glamour es sólo para apantallar al mundo, pues su higiene íntima deja mucho qué desear.

Incluso, los abogados de curvilínea están decidiendo si demandar o no al rapero debido a un bochornoso audio que se filtró en donde asegura que la ahora esposa de Kanye West es bastante descuidada con la limpieza de su gran retaguardia.

Aunque Ray no se ha disculpado con Kim por delatar su mala higiene en una charla con amigos, señaló que hay personas que quieren perjudicarlo. Aunque no estaría de más, mandarla a bañar.

Fuente