image

 

Aunque los productos naturales pueden llegar a tardar un poco más de tiempo en hacer su efecto, lo cierto es que al utilizarlos nos estamos asegurando de no estar aplicando agentes nocivos sobre la piel.

Hoy en día existen una gran cantidad de productos para la estética que ayudan a conservar en general el buen estado de la piel, de las uñas y del cabello. Si quieres saber como hacerlo de una manera natural desde tu casa, te aconsejamos que sigas leyendo este artículo.

Removedor de maquillaje

Los jabones y las cremas limpiadores en muchas ocasiones tienen químicos que resultan muy agresivos y que alteran el pH de la piel natural. Para eliminar el maquillaje sin que sea necesario recurrir a dichos productos, se puede probar un removedor muy sencillo preparado a base de aceites esenciales.

Los ingredientes que se necesitan son una cuchara de aceite de ricino y una cuchara de aceite de almendras.

Se mezclan ambos ingredientes para frotar a continuación con dicha mezcla, la zona que se quiera desmaquillar. Se recomienda centrarse en la zona de las pestañas para eliminar cualquier rastro de rimel, además de que con su utilización se nutren perfectamente. Hay que utilizarlo cada noche.

Mascarilla facial para las arrugas

Con huevo, miel y yogur se puede crear una maravillosa mascarilla para combatir las arrugas, sin necesidad de gastarse demasiado dinero en cremas. Y es que todos estos ingredientes conforman una perfecta crema natural que contribuye a eliminar la presencia en la piel de las células muertas además de otras impurezas que llegan a afectar a la belleza del cutis. Además estos ingredientes tienen cualidades hidratantes y antioxidantes que reducen el daño de las células y logran estimular la reparación de nuestra piel.

Los ingredientes que se necesitan en este caso son: un yogur natural, tres cucharas de miel y una clara de huevo.

Se mezclan todos los ingredientes en un cuenco y se mezclan hasta que se queden bien incorporados. Antes de extender el producto, se debe limpiar el rostro perfectamente y después aplicarlo con una capa fina. También se puede extender por el escote y por el cuello para obtener unos resultados excelentes.

Se deja secar durante unos treinta minutos y se aclara a continuación con agua templada. Hay que usarlo dos o tres veces cada semana.

Tratamiento para hacer crecer las pestañas

Al igual que ocurre con el cabello, las pestañas necesitan unos nutrientes esenciales y de hidratación para que puedan conservarse voluminosamente y crezcan.

Una solución muy sencilla es conseguir fortalecerlas con una mezcla de aceite de ricino y de vaselina. Para prepararla hay que derretir al baño María diez gramos de vaselina y mezclarla con cinco gramos del aceite de ricino. A continuación hay que esperar hasta que ambos ingredientes se solidifiquen y después tomar una cantidad pequeña de la mezcla y frotarla con un masaje suave. Se debe aplicar cada noche antes de irse a dormir.

Fuente