Santiago

Santiago. El Ayuntamiento de esta ciudad no terminará decenas de obras que se encuentran en proceso, pero tampoco podrá iniciar otras que fueron aprobadas por juntas de vecinos y organizaciones populares mediante el Presupuesto Participativo.

Así lo denunció Domingo Ureña, vocero del bloque de regidores del Partido Acción Liberal (PAL), quien dijo que las nuevas autoridades municipales encontrarán serias irregularidades en la administración edilicia local.

“Aquí hasta las recaudaciones se han caído últimamente, ya que no se están haciendo los reportes diarios de los mercados al departamento de Tesorería del Ayuntamiento, como manda la ley”, subrayó Ureña.

Recomendó al Alcalde Municipal, doctor Gilberto Serulle disponer los correctivos de lugar, a fin de que pueda salir bien de la presente gestión.

Por otro lado, Ureña dijo que más de 50 obras no serán terminadas por la actual gestión, entre las que están la plaza comercial de Pekín, el parque Mirador avenida del Arroyo en el Ensueño, 36 obras del Presupuesto Participativo de este año, varias casas-clubes, al igual que el proyecto comercial del entorno de la entrada de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra y varios complejos habitacionales.

Domingo Ureña también denunció que la deuda que dejará el Alcalde Serulle supera los 800 millones de pesos con contratistas y entidades suplidoras de servicios.

FUENTE