Hard Rock Hotel
SANTO DOMINGO. El Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales invalidó las vistas públicas del viernes pasado en las que se presentaría el proyecto de construcción del Hard Rock Hotel Santo Domingo, porque la presentación hecha por la empresa no cumplía las exigencias de ese organismo. Medio Ambiente confirmó a Diario Libre que las vistas públicas son prerrequisito de los permisos correspondientes, que en el caso de este hotel todavía no ha otorgado.

David Arias, director de Participación Social de Medio Ambiente, anunció que se convocarán nuevas vistas para que los desarrolladores presenten la información completa del diseño, especificaciones e impactos del proyecto a residentes y miembros de las juntas de vecinos de Piantini, Serrallés, Naco, Naco-Arboleda, Yolanda Morales, Orión y demás sectores del Polígono Central, quienes exigieron, además de los resultados de los estudios ambientales, conocer el proyecto completo. Hubo mucha tensión el pasado viernes en el encuentro, ya que las juntas de vecinos reiteraron su rechazo al Mega-Casino Hard Rock, por los impactos negativos que consideran traería el “casino más grande de la ciudad” a una zona predominantemente residencial, de 150,000 habitantes, donde los negocios existentes son compatibles con una vida familiar.

Reiteraron su objeción a las violaciones de altura y densidad de construcción del proyecto: una torre de 38 pisos en un área cuyo límite de altura según las normas vigentes, es de 23 pisos.

El director comercial de Hard Rock, Sergio Rivera, quien vino al país para estas “vistas”, afirmó que en ningún momento están tratando de esconder detalles del proyecto. “Queremos es aclarar la situación del proyecto y responder cualquier pregunta. Un proyecto de esta magnitud no se puede desarrollar sin los permisos correspondientes”, dijo a Diario Libre previo al encuentro.

Los vecinos del Yolanda Morales, a través del arquitecto José Veras, indicaron: “Lo que deseamos es un apego y respeto total a las leyes y normas de construcción vigentes, por lo que nos abrimos a un diálogo oportuno, civilizado y profesional para hacer compatible la convivencia”.

También intervino el vicepresidente de proyectos de Ecoturismo Mundial y Proyectos Ambientales (Empaca), Mario Méndez, empresa responsable del estudio de impacto ambiental, quien afirmó que el hotel se desarrolla respetando las disposiciones legales. Aseguró que cuentan con carta del ayuntamiento de uso de suelos y de altura y permisos para excavación y demoliciones, además de que los trabajos “se hacen en total apego a las normas”, lo cual fue refutado por los vecinos.

¿Permisos?
El arquitecto Omar Rancier observó que los permisos de “no objeción” del ADN no son de aprobación. A su juicio, es preciso reconsiderar el proyecto, ya que claramente incumple la resolución municipal 94/98 en cuanto a altura y densidad de construcción. El mega casino no cumple con el art. 6 de la Ley 29-06, al haber instituciones educativas y de salud a menos de 500 metros.

FUENTE