escuela
SANTO DOMINGO. Inconsolables y a la espera de respuestas que calmen su dolor se encontraban los familiares y vecinos de la segunda menor de edad que pereció electrocutada, en menos de una semana, en las instalaciones de un centro educativo en Los Guaricanos, Santo Domingo Norte.

Sonia Marelis Tejeda, madre de la niña Sonelis Arias Tejada, de 12 años, quien pereció electrocutada el pasado martes en el interior de la escuela Mauricio Báez, donde cursaba el octavo grado, lamenta no saber en cuales circunstancias pereció la menor de sus tres hijas.

Mientras que la directora del centro, Carmen Inelda García, tras lamentar la tragedia, dijo que la menor hizo contacto con un tubo de metal por donde entra la energía eléctrica al centro, el cual se suponía no tenía electricidad, porque la misma había sido interrumpida el pasado jueves después que se electrocutó, en el techo de la escuela, un adolescente solo identificado como “Cancan” quien según ella habría ido a robar.

Los restos de Sonelis Arias Tejada serán sepultados hoy en su ciudad natal San José de Ocoa.

FUENTE