image

 

Dormir es el momento para darle un merecido descanso a nuestro cuerpo, sí, pero también es la ocasión en que nuestras células se regeneran y sintetizan muchos de los nutrientes que consumimos durante el día. Por eso es tan importante el tiempo y la calidad de sueño, pero también los cuidados antienvejecimiento que puedes brindar a tu rostro.

Estos son 3 básicos que no pueden faltar en la rutina de belleza nocturna para tu rostro (desmaquillarte es tan básico, tan básico, que ni lo mencionamos):

1. Bálsamo para labios. ¿Es mi imaginación, o de no ser por el maquillaje, solemos olvidarnos de los labios? Un bálsamo nutrirá esta parte de tu rostro y evitará esas arruguitas alrededor de la boca que para nada queremos tener.
2. Crema de noche con ácido hialurónico. Este compuesto mantiene la hidratación de la piel, aspecto fundamental para evitar las arrugas. Así que hay dos leyendas que no pueden faltar en la etiqueta de tu crema de noche: el ácido hialurónico y el “cruelty free”.
3. Hidratante para tus pestañas. No es necesario que compres un producto súper especializado, aplícate con un hisopo de algodón un poco de aceite de almendras en las pestañas. Mucho cuidado con las inferiores, porque si te entra el aceite al ojo, terminarás llorando.

Dormir bien, el tiempo necesario y con los cuidados correctos es una excelente medida antienvejecimiento, porque la regeneración de tus células será exitosa. Entonces las arruguitas y líneas de expresión tardarán más en hacer su fatal llegada.

Fuente