image

 

La mejoría en la condición de salud del exalero de los Lakers, Lamar Odom, permitió esta noche su traslado en helicóptero del hospital de Las Vegas, donde se encontraba internado, a otro de Los Ángeles, de acuerdo a la información ofrecida por la cadena de televisión ESPN.

La citada fuente periodística señala que Odom estuvo acompañado por su esposa Khloé Kardashsian, y hasta el momento se desconoce el centro médico en el que ha sido ingresado en Los Ángeles, aunque ya se sabe que está en una habitación privada a la que no hay ningún tipo de acceso a personas que no sean las más cercanas a la familia y amigos.

El traslado de Odom requirió de la utilización de un helicóptero que tuviese el espacio suficiente para que pudiese entrar una camilla con las medidas del exjugador que son de 2,07 metros de alto.

Su altura fue lo que impidió que el pasado martes cuando fue encontrado inconsciente en un burdel de una zona rural de Nevada no pudiese ser trasladado de inmediato al Hospital Sunrise, de Las Vegas, sino a otro regional, donde lo estabilizaron.

Posteriormente fue trasladado en ambulancia al centro médico de Las Vegas donde ha permanecido hasta hoy cuando los médicos vieron que ya estaba en condiciones de realizar el viaje a Los Ángeles.

Antes de conocerse su traslado a Los Ángeles, varias informaciones ofrecidas por familiares y amigos del exjugador habían confirmado que el estado de salud de Odom había mejorado considerablemente en los últimos días, especialmente durante el fin de semana, y su vida ya no corría peligro.

De acuerdo al periódico ‘Los Ángeles Daily News’, la siguiente etapa en su recuperación será la de comenzar a caminar, para lo que deberá completar diferentes terapias físicas.

Jim Harrick, que entrenó a Odom cuando jugaba en el colegio de Rhode Island, confirmó a la cadena de televisión CNN la mejoría de la salud del exjugador de los Lakers durante el pasado fin de semana.

Mientras, las autoridades tratan de esclarecer qué ocurrió durante la visita de Odom al burdel Love Ranch, situado en Crystal, un área rural a las afueras de Las Vegas, donde presuntamente se gastó 75.000 dólares en tres días de consumo de drogas, alcohol y substancias que mejoran la actividad sexual, acompañado de dos mujeres.

La policía está a la espera de conocer los resultados de los análisis de sangre, aún pendientes, que explicarían por qué fue encontrado desvanecido en una habitación del burdel expulsando sangre y un líquido blanco por la boca y la nariz.

Todas las informaciones recogidas hasta ahora por las autoridades apuntan a que se trató de un caso de consumo de drogas, sin que en principio haya ningún otro tipo de implicaciones de tipo criminal.

Un portavoz del burdel también informó de que Odom ya se había sentido mal dos días antes de ser encontrado inconsciente en su habitación, pero que, en general, estaba de buen humor y sugirió incluso que se quedaría una semana entera en el establecimiento.

Desde que fue ingresado en el Hospital Sunrise, Kardashian, su esposa, aunque están en proceso de divorcio, ha permanecido todo el tiempo al lado de Odom y tiene además la responsabilidad legal de decidir sobre cuestiones médicas relacionadas con él.

Tanto Kardashian como familiares y amigos, a través de las redes sociales, han dado las gracias por todo el apoyo recibido y también han pedido que la gente ore por la recuperación del exjugador de los Lakers.

Odom fue un popular integrante de los Lakers, con los que ganó dos títulos de liga, en 2009 y 2010, junto con el español Pau Gasol y Kobe Bryant.

Fuente