image

 

La tonadillera Isabel Pantoja disfruta ya del tercer grado penitenciario tras permanecer menos de media hora en la prisión de mujeres de Alcalá de Guadaíra (Sevilla), a la que había regresado esta mañana después de seis días de libertad en su cuarto permiso ordinario.

Isabel Pantoja llegó a la prisión a las 11.35 horas acompañada, como es habitual, de su hermano Agustín, que se quedó esperando en la puerta del recinto penitenciario hasta que veinte minutos después salió la cantante.

La Audiencia Provincial de Málaga, donde fue juzgada, le concedió el pasado cuatro de diciembre el tercer grado o régimen de semilibertad y posteriormente, Instituciones Penitenciarias concretó la modalidad del mismo.

Según el auto del tribunal, Pantoja, “que es delincuente primaria”, ha cumplido más de la mitad de la condena, “cuenta con apoyo familiar y posee ingresos económicos procedentes de su actividades profesionales y artísticas”.

Además, reconoce el buen comportamiento desde su ingreso en prisión, y una buena evolución personal.

La cantante, que ingresó en la cárcel el 21 de noviembre de 2014, fue condenada a dos años de prisión por blanqueo de los beneficios ilícitos obtenidos por su entonces pareja, el exalcalde de Marbella (Costa del Sol) Julián Muñoz.

La Justicia impuso además a la tonadillera una multa de 1,14 millones de euros por los mismos hechos, multa que ya ha pagado en su totalidad, con lo que ha sido levantado el embargo que pesaba sobre dos de sus fincas.

Fuente