image

 

Uno de los regalos más populares durante esta Navidad han sido los hoverboards, pero tal parece que esta novedosa forma de transporte trajo algo más que una dulce Nochebuena a un sacerdote filipino.

Durante la eucaristía del 24 de diciembre, el padre decidió usar un hoverboard mientras entonaba una canción navideña y al mismo tiempo navegada entre los feligreses por los pasillos de la iglesia.

El hecho, que fue compartido en videos a través de las redes sociales, no causó mucha gracia en la diócesis de San Pablo en la provincia filipina de Laguna, a la cual pertenece la iglesia en cuestión.

Por medio de un comunicado, la diócesis expresó su rechazo a las acciones del sacerdote. “Fue una equivocación. La eucaristía merece respeto y reverencia”, lee parte del texto. “No es una celebración personal en la que alguien pueda caprichosamente llevar algo para llamar la atención de la gente”.

Las autoridades eclesiásticas aseguraron que el cura futurista está arrepentido de su acción. “Ha prometido que no volverá a pasar. Estará fuera de la parroquia y pasará algún tiempo reflexionando en lo que pasó. Nos queremos disculpar por lo sucedido”, concluye el mensaje.

Esperemos que durante su tiempo libre pueda disfrutar a plenitud de su hoverboard.

Fuente