Ley 140-15
SANTO DOMINGO. La Asociación Dominicana de Alguaciles (ADA) dicen objetar la Ley 140-15 porque establecería un contrasentido al suplantar las funciones del juez de paz y la de los alguaciles, además de crear un conflicto ético y de intereses.

En un documento que envían a Diario Libre.com en donde detallan su desacuerdo con la ley, los alguaciles afirman que la norma, que busca ser suspendida por el Congreso, pretende instituir una entidad de carácter público, pero en sus fundamentos y modelo de institución corresponden a un gremio de protección profesional.

“En materia de garantías de derechos vulnerados y a la luz de la Corte Interamericana de los Derechos humanos, la práctica del notario podría inclusive generar conflictos internacionales donde se vea comprometido el Estado mismo”, alegan.

Adjunto el documento enviado a Diario Libre por la ADA.

FUENTE