Angelina Jolie-Hijos-Terapias-Raccoonknows.jpg

Un nuevo día, un nuevo capítulo en el amargo divorcio de Angelina Jolie y Brad Pitt, que ya arrastra casi 6 meses de dimes y diretes. La nueva es que la actriz ha decidido acceder a la petición del actor de 53 años de sellar los documentos de su divorcio y evitar que se desvelen detalles de la vida privada de sus seis hijos.

A pesar de dar su beneplácito, la estrella de 41 años no se ha quedado callada y ha arremetido fuertemente contra su ex asegurando que “le aterra que el público conozca la verdad” sobre las acusaciones hechas en su contra por maltrato de un menor.

El pasado 21 de diciembre Pitt y sus abogados explotó contra Jolie por supuestamente haber comprometido la privacidad de sus hijos al divulgar ante los medios detalles del divorcio.

Ahora, es ella y sus representantes los que se han explayado en los documentos presentados al tribunal sobre la presunta intención de la otra parte de evitar la divulgación de la “verdad” sobre las acusaciones de maltratado a su hijo adoptivo Maddox en un vuelo internacional, hecho que desencadenó el divorcio.

“Existen pocas dudas que de [Brad] preferiría que el caso se matenga en privado, particularmente por lo detalladas que son las investigaciones del Buró de Investigación Federal [FBI] y el departamento de servicios infantiles y de familia del Condado de Los Ángeles en cuanto a las acusaciones de abuso”, rezan los papeles de Jolie entregados a la corte revelados por People.

Una fuente anónima fue quien denunció el supuesto incidente de abuso a las autoridades, que finalmente determinaron que no había motivos suficientes para presentarle cargos a Pitt.

Sin embargo, una fuente cercana a la familia reveló a People que tras el incidente han quedado profundas secuelas en los seis menores, quienes “están traumatizados” tras lo ocurrido.

“Siguen señalándolo el hecho de que él haya sido liberado [de la investigación]”,  asegura la fuente. “Aunque su comportamiento no era de nada de tipo criminal, eso no significa que él no haya hecho algo malo”.

“Su interés desde el principio” acotó la fuente, ” no ha cambiado: es el proteger la salud y la seguridad de los niños”.

De cualquier manera, otra fuente cercana a la familia asegura que el acuerdo entre Angelina y Brad de mantener los documentos sellos abriría el camino para finalizar de forma privada el acuerdo final del divorcio, que es “lo mejor para los niños”.

Fuente