prisión
SANTO DOMINGO. El juez de la Oficina de Atención Permanente del Distrito Nacional impuso un año de prisión preventiva a un exprimer teniente de la Armada acusado de asesinar a su esposa en presencia de agentes policiales.

Juan Montero de la Rosa alias Tingolo o Martillo presuntamente mató de varios disparos a su expareja, Rocío Contreras Pérez, el 23 de mayo del 2014 en la calle La Esperanza del sector Los Guandules, por lo que el juez José Alejandro Vargas dispuso que sea enviado a la cárcel de Azua. En el hecho resultó herida en una pierna Mercedes de Jesús Vásquez.

De acuerdo con el expediente, el día anterior al hecho, el imputado se paró frente a un grupo de personas, entre los que estaba un sobrino de la occisa y preguntó dónde vivía ella, ya que lo había dejado por la constante violencia que el imputado ejercía en su perjuicio.

Al día siguiente, previa ubicación donde estaba viviendo Rocío Contreras, el imputado la esperó hasta que ésta saliera de la vivienda, mientras un taxi negro lo esperaba a él con unas maletas, para luego encañonarla con su pistola y evitar que ella fuera a poner una querella en su contra.

Ante la situación presentada, un hermano de la víctima así como la policía llegan al lugar y fue cuando al sentirse acorralado disparó y posteriormente se produjo un intercambio de disparos, logrando el imputado escapar.

Contreras Pérez había manifestado en la casa de su hermana Bienvenida Yolanda de Jesús Pérez, que tenía miedo, porque desde “anoche Tingolo o Martillo” la estaba acechando y estaba merodeando por el barrio cerca de su casa, por lo que esta le recomienda tener cuidado e ir a la fiscalía.

El exprimer teniente fue arrestado en San Cristóbal, cuando transitaba por la calle Palo Hincado. Declaró ante el juez que coincidencialmente se encontró con ella y que mientras le intentaba hablar llegó una hermana y de repente llegaron unos policías, “sobaron y uno dijo tírale que ese es y como mi pistola estaba sobada a mí se me zafó un tiro, y los policías empezaron a tirar, y se le pegaron otros tiros a ella”.

FUENTE