Catorce medidas coerción y 19 órdenes de arresto por fuegos forestales intencionales

SANTO DOMINGO. Catorce medidas de coerción y 19 órdenes de arresto han sido dictadas por distintos tribunales en contra de igual número de personas a las cuales la Procuraduría General de la República les ha formulado imputaciones de fuegos forestales de forma intencionada.

La información la ofreció la directora de la Procuraduría Especializada de Medio Ambiente y los Recursos Naturales, Francia Calderón, quien manifestó que de las catorce medidas de coerción, una corresponde a La Vega, por el incendio en Loma Miranda, con tres meses de prisión preventiva.

Mientras que en Pedernales fue dictada prisión preventiva por un período de 30 días en contra de dos implicados en provocar incendios forestales en la zona.

Recordó que la semana pasada, en San José de Ocoa, fueron enviados dos a prisión por hechos similares.

“Vamos a designar un cuerpo de Ministerio Público, conjuntamente con el ordinario que hagan funciones que se asemejen a lo que necesitamos, para nosotros lograr mejores resultados en las investigaciones”, aseveró la funcionaria.

Calderón aseguró que el jueves serán interrogadas varias personas que han denunciado la provocación de incendios.

Advertencia

En tanto, el Ministerio de Medio Ambiente advirtió ayer “que no permitirá bajo ninguna circunstancia” la siembra de cultivos agrícolas en los terrenos boscosos que resultaron afectados por los últimos incendios forestales en diferentes puntos del territorio nacional.

En una nota de prensa, el ministro Bautista Rojas Gómez informó que en esas zonas tienen previsto desarrollar un programa especial de recuperación cuando se inicie la temporada de lluvias.

“Desde todas las instancias de este Ministerio permaneceremos vigilantes para no permitir que en ningún predio boscoso de los afectados por los recientes fuegos forestales se proceda a realizar siembra de cultivos agrícolas o actividades de conuquismo”, sostuvo el funcionario.

Precisó que esta disposición fue notificada en una comunicación a todos los directores provinciales, a quienes también instruyó estar atentos a cualquier delito ambiental que se produzca, a los fines de someterlo ante la Procuraduría Especial para el Medio Ambiente.

Indicó que el plan de reforestación abarcará zonas afectadas, como Loma Miranda, Los Haitises, Sierra de Neyba, Martín García, Dajabón, Santiago Rodríguez y Constanza, entre otros puntos.

Preocupante

Desde la Academia de Ciencias ven el problema de los fuegos con preocupación. El presidente de la entidad, Milcíades Mejía, consideró que no es aceptable que año tras año Medio Ambiente permita la sucesión de fuegos en zonas como Valle Nuevo en Constanza.

Dice que el país debe tener una política definida, mediante la cual, Medio Ambiente y las Fuerzas Armadas dispongan un cordón de vigilancia en las zonas vulnerables. “Hay que revisarse, el país tiene que revisarse, y eso tiene que ser una política de Estado, de que no podemos estar tan proclives a daños tan grandes cuando ocurren cuestiones menores”, subrayó.

Mejía abogó para que se le dé mayores recursos a Medio Ambiente, y consideró que a estas alturas el país debía estar mejor equipado para enfrentar estos siniestros, que ocurren año tras año. Destacó que los bosques afectados tardan años en recuperarse, pero nunca llegan a su estado original.

Anunció que la Academia emitirá un documento sobre el tema, con sugerencias para el gobierno.

Alertan por fuegos de los últimos tres años

Los senadores Euclides Sánchez (La Vega) y Adriano Sánchez Roa (Elías Piña) propusieron ayer una resolución que declare al país en Estado de Emergencia Ambiental, debido a los incendios forestales ocurridos en distintos puntos, y atendiendo a la pérdida de cobertura boscosa a causa de la quema de árboles en los últimos tres años.

Los senadores advierten que en los veranos de 2012 y 2013, los incendios forestales devastaron áreas de cobertura de unos 44.98 kilómetros cuadrados; mientras que en 2014 el fuego ocurrido en la Reserva Científica de Valle Nuevo o Parque Nacional Bautista Pérez Rancier arrasó con 47.50 kilómetros cuadrados, lo que suma más de 90 kilómetros en los últimos tres años. Aseguran que sólo entre los días del 25 de abril al 4 de mayo se quemaron unas 67 mil tareas de bosques.

FUEGO