chloe-grace-moretz-raccoonknows-com
La intérprete afirma necesitar tiempo para encontrarse a sí misma lejos de los rodajes. “Me he dado cuenta de que puedo ir más lento”, reconoce.

Hay actores y actrices a los que hemos visto crecer película tras película. Chloë Grace Moretz es un claro ejemplo de esto. La asustadiza niña de La morada del miedo (2005) ahora tiene 19 años y más de 55 proyectos a sus espaldas. La intérprete, cuyo último trabajo ha sido la secuela de Malditos vecinos, ha recibido recientemente el premio a Estrella Emergente en el Festival de Deauville y ha hecho pública una importante decisión sobre su futuro en el cine.

He suspendido todas mis películas porque quiero reexaminar quién soy y encontrarme a mí misma sin ser un personaje”, afirma en THR. “Me he dado cuenta de que puedo ir más despacio”, añade. Entre los proyectos futuros de la actriz se encuentra la esperada versión de La Sirenita de Universal en la que la intérprete dará vida a una Ariel un tanto diferente a la que Disney nos tenía acostumbrados.

No obstante, aunque no la veamos tan a menudo en la gran pantalla, Moretz se ha centrado en la producción y se encuentra trabajando en algunas series de televisión. Además todavía le quedan por presentar sus últimas películas: November Criminals y Brain on Fire, las cuales se estrenarán en el Festival de Cine de Toronto.

FUENTE