cinco acciones que te ayudaran con tu suegra

Cuando escuchas hablar a otras mujeres acerca de lo maravillosa que es su suegra, lo bien que se llevan y todo lo que esta hace para que así sea, te tiñes de verde porque la envidia se apodera de ti.

Si no tienes una suegra soñada, tranquila, no eres la única. Sin embargo, hay varias cosas que puedes hacer para favorecer una buena relación. Amas a su hijo, así que tienes un muy buen motivo para intentarlo.

Comparte tiempo con ella

Compartir tiempo no se trata de instantes como hablar con ella en la cocina mientras la comida termina de cocinarse y el resto de la familia está esperando en el salón. Hacerlo está bien, pero te irá mucho mejor si cada cierto tiempo apartas una hora para invitarla a tomar un café, a dar un paseo o ¿por qué no? a salir de compras.

De este modo ella sentirá que la tienes en cuenta y que quieres estar con ella.

Demuestra cariño a su hijo

Esto es lo más simple pero a la vez importante que puedes hacer. Ponte en su lugar y entenderás por qué.

Es cierto que es más fácil tener actitudes cariñosas y amables con tu chico cuando están a solas; sin embargo, es conveniente que tengas algunas delante de su madre. ¡Te aseguramos que te adorará cuando vea cómo tratas a tu su hijo!

Pídele que te aconseje

A todas nos gusta que nos tengan en cuenta, y una forma de hacerlo es pidiendo opiniones o consejos respecto a cosas que nos interesan.

Si le consultas algunas cosas a tu suegra, ella se sentirá más cerca de ti porque le das un lugar de confianza en tu vida.

Mantén el orden y la organización

El orden y la organización son dos aspectos que les gusta a las suegras, no quieren que sus hijos vivan en medio del caos.

Al mantener tu casa en orden conseguirás que tu suegra tenga una buena percepción de ti. Además, ante sus ojos serás una mujer responsable y que siempre tiene todo bajo control.

Dile un halago

A todas nos gusta recibir lindos halagos, pero no es necesario que le mientas a tu suegra. Seguro que ella en algún momento tendrá algo que puedas halagar, por ejemplo unos hermosos zapatos recién comprados o un nuevo corte de cabello.

Un simple “¡Qué bien luces hoy!” le quitará una sonrisa, y tú habrás ganado una suegra.

Cortesía: iMujer Pareja

FUENTE