pedro rodriguez montero

“Estamos dispuestos a defender esta tarifa porque entendemos que es justa” expresó ayer el presidente del Colegio Dominicano de Notarios ente la aprobación en primera lectura de la suspensión provisional de la nueva ley.Pedro Rodríguez Montero dijo que no darán su brazo a torcer y defenderán las nuevas tarifas establecidas en la ley 140-15 ante la aprobación en el Senado de la República la suspensión de la aplicación de la misma hasta tanto se logre consensuar una nueva legislación.

“No estamos cobrando alto. Es de seguridad jurídica que estamos hablando!”, dijo Rodríguez Montero previo a señalar que el colegio convocará en lo inmediato a una asamblea general para discutir y aplicar un plan de acción dirigido a defender el nuevo instrumento legal.

Destacó que hasta tanto la propuesta de suspensión de la ley no sea aprobada en ambas cámaras legislativas se aplicarán los nuevos montos y que la entidad se declarará en sesión permanente y llamamando a todas sus filiales que hagan lo mismo debido a que “ésta sigue en vigencia”.

Aseguró que si la ley es suspendida y se ordena una derogación y/o modificación en los artículos referentes a los costos de los actos notariales, los colegiados están dispuestos a ir al Congreso Nacional y a cualquier lugar a defender las justificaciones de las tarifas.

“El problema no es la tarifa. El problema es que los inmuebles que están en determinados pueblos, sean legalizados por los notarios de esos pueblos sino que sean legalizados por los notarios de aquí, de la capital para esas entidades bancarias y crediticias hacer volumen para pagarle al abogado 200 y 300 pesos”, señaló. Argumentó que la derogada ley notarial, la 301-64, tenía 51 años en vigencia y se hacía necesario adaptarla a los nuevos tiempos y para ello fue tomado como parámetro la canasta básica familiar del 2012.

FUENTE