El presidente de Estados Unidos Donald Trump firmó este sábado tres nuevos decretos para imponer una prohibición de cinco años a los funcionarios del gobierno que busquen ser cabilderos, reorganizar la estructura del Consejo de Seguridad Nacional y pedir un plan sobre cómo derrotar a ISIS que se le debe entregar en un plazo de 30 días.

Al firmar la prohibición sobre cabildeo, Trump mencionó otra medida similar de su predecesor, Barack Obama, quien, al igual que el nuevo presidente, hizo campaña con una visión para reformar Washington, y una vez en la presidencia, ordenó una prohibición de dos años a los funcionarios del gobierno que buscarán ser cabilderos.

Trump dijo este sábado que la medida de Obama había sido insuficiente.

“Es un veto de dos años y está lleno de lagunas”, dijo Trump antes de dirigirse a su equipo: “Tienen una última oportunidad para irse”. Funcionarios del gobierno dijeron que la medida incluye una prohibición permanente para hacer cabildeo a favor de gobiernos extranjeros.

En cuanto a la reforma del Consejo de Seguridad, Nacional, el texto provisto por la Casa Blanca establece la organización del consejo y provee roles específicos para los asesores de seguridad nacional de Trump, Michael Flynn y Tom Bossert.

En tanto, la medida sobre ISIS señala requerimientos específicos sobre el plan que Trump pidió, incluyendo una “estrategia completa”, cambios recomendados a las reglas de combate y el uso de la fuerza, así como la “identificación de nuevos socios en una coalición”.

Los principales asesores militares del país están redactando un plan para Trump, quien se reunió con los jefes del estado mayor conjunto y el secretario de Defensa James Mattis en el Pentágono el viernes.

FUENTE