image

 

A poco más de un mes de que Irán Castillo fue secuestrada, por fin regresó a dar funciones en teatro.
A su salida la prensa la estaba esperando y uno de sus compañeros de escenario agredió a los

reporteros con tal de alejara de los reflectores, pero quien sí dio declaraciones fue su mamá, Martha Pinzón.

Durante los cuatro días de cautiverio, fue la madre de la actriz quien estuvo en contacto con los delincuentes, por lo que comentó en exclisiva a “Ventaneando”, cómo fue el calvario que tuvo que vivir.

“Tienen un esquema ya para hacerlo, ella venia sola de una cosa de teatro en corto y le siguieron y la agarraron. Yo tuve que hablar con ellos y lo que me pedían era que no hablara con la policía”.

Después de hacer las negociaciones pertinentes y la liberaron de Irán, a su regreso notó que no había ningún daño físico pero su estabilidad mental se vio duramente mermada.

“Gracias a Dios no se portaron mal, más bien no la dañaron ni nada lo importante es que está viva y que está bien porque temía que no me la regresaran”, finalizó la señora Pinzón.

Fuente