Abdeslam Salah-Sospechoso-ataques-Francia-Paris-Raccoon-knows

Este domingo, Francia y Bélgica emitieron una orden de captura internacional contra un hombre sospechoso de estar vinculado con el atroz ataque.

La Policía Nacional de Francia difundió, en Twitter, la foto de un hombre de 26 años a quien identificó como Salah Abdeslam. La ficha policial pide a la ciudadanía contactar a las autoridades si tuviese alguna información sobre el paradero de Abdeslam, un ciudadano belga, nacido el 15 de septiembre de 1989, en Bruselas.

Una fuente cercana a la investigación le dijo a CNN que Abdeslam fue interrogado por la policía francesa cuando conducía en camino a Bélgica horas después de los ataques, pero no detenido permanentemente.

Abdeslam mide 1,75 metros y tiene ojos café. Nació en Bélgica y tiene nacionalidad francesa.  Las autoridades advierten que es peligroso.

Un vocero de la fiscalía general belga, Jean Thoreau, dijo que se cree que el hombre que buscan las autoridades de Bélgica es uno de tres hermanos que participaron en la masacre del viernes. Se ha establecido que el primer hermano es uno de los atacantes muertos. Uno más fue detenido por la policía belga y el tercero es el sujeto al que se busca.

Esa persona vive en el área de Molenbeek, dijeron las autoridades.

Los primeros avances del domingo

A menos de 48 horas del brutal ataque terrorista en París, las autoridades dieron a conocer el nombre de uno de los presuntos terroristas, detuvieron a varios de sus familiares, hallaron uno de los coches usados por los agresores –en cuyo interior había tres rifles de asalto–, y establecieron que al menos uno de los asesinos llegó a Europa haciéndose pasar por refugiado.

Un parlamentario francés dijo que uno de los terroristas se llamaba Omar Ismail Mostefai.

Mostefai vivió en Chartres, Francia, al menos hasta 2012, según Jean-Pierre Gorges, que es el alcalde de dicho pueblo, así como miembro del Parlamento.

Seis familiares del presunto terrorista suicida están bajo custodia policial, le dijo a CNN Agnes Thibault Lecuivre, una vocera de la fiscalía de París. Fueron retenidos en registros domiciliarios llevados a cabo en París y otras ciudades francesas.

La vocera de la fiscalía informó además que la policía encontró en Montreuil, un suburbio de París, un auto Seat León negro, usado por los terroristas que atacaron dos restaurantes.

Según la televisora BFMTV, tres rifles Kalashnikov fueron descubiertos dentro del vehículo.

Algunos sospechosos del ataque posiblemente estén todavía prófugos

Una fuente contraterrorista cercana a la investigación le dijo a CNN que se cree que todavía hay sospechosos de los ataques directamente implicados que están prófugos.

Las autoridades no saben si entre las personas arrestadas están los ocupantes del auto Seat negro. La fuente también le aseguró a CNN que no es probable que el vehículo haya ido de Montreuil al teatro Bataclan, dada la cronología de los ataques.

Al menos tres de los terroristas involucrados en los ataques del viernes pasaron tiempo en Siria, según le dijo a CNN un oficial francés vinculado con la investigación. La fuente no dijo quiénes eran estos atacantes.

Búsqueda internacional 

En Bélgica, la cancillería dio cuenta de la detención de siete personas más en operativos de la policía de ese país. Las detenciones están relacionados con los ataques en París. Los sospechosos estaban en contacto con los atacantes que asaltaron París, según una fuente de inteligencia belga.

Un vocero de la fiscalía general de Bélgica, le dijo por teléfono a CNN, que dos de los terroristas han sido identificados como ciudadanos franceses, quienes vivían en el distrito Molenbeek de Bruselas.

Siguiendo la pista de los pasaportes

Un senador francés, quien fue informado de los avances de la investigación del Ministerio del Interior, le dijo a Christiane Amanpour, de CNN, dijo que uno de los terroristas suicidas – del escuadrón que atacó el Estadio de Francia – portaba un pasaporte sirio emitido en Grecia.

De acuerdo a esa versión, los investigadores han establecido que el presunto terrorista se hizo pasar como refugiado al llegar sin documentos a la isla de Leros, en Grecia, el pasado 3 de octubre. Habría dado un nombre falso y las autoridades le dieron un pasaporte de emergencia.

El documento estaba bajo el nombre de Ahmad al Muhammad, nacido en septiembre de 1990.

Las huellas digitales del pasaporte coinciden con las huellas del primer terrorista que se cree se inmoló afuera del estadio de Saint-Denis, el viernes en la noche.

Las huellas, dijo el senador francés, no aparecen en la base de datos de las autoridades de Francia, por lo que asumen que el terrorista llegó en medio de la ola de inmigrantes y refugiados.

El terrorista viajó de Grecia a Macedonia, luego a Serbia, para seguir hasta Croacia, donde se registró en un campo de refugiados.

Para el legislador francés entrevistado por Amanpour, los ataques del viernes fueron meticulosamente planificados hace tiempo.

Funcionarios europeos consultados por Christiane Amanpour piensan que un comando muy profesional de terroristas se infiltraron entre los inmigrantes que llegaron por miles a varios países de Europa en los meses recientes.

Dos terroristas, del grupo del estadio, tenían un su poder pasaportes turcos falsos.

FUENTE