Justin Staples-Raccoonknows.jpg

 

El hotel de Donald Trump en Chicago está demandando a un jugador de la NFL ya su novia por haber realizado en el hotel en una gran boda, pero parece que algo salió mal durante la recepción, según publica TMZ.com.

El linebacker de los Titanes de Tennessee, Justin Staples, se casó con su novia amber en junio del año pasado, y según los invitados la recepción fue divertida y encantadora.

Justin y Amber aparentemente negociaron bastante, pues la Trump International Hotel y Towe, redujo la tarifa de los US$ 79,484 a tan solo US$30 mil.

Según la demanda, al final de la recepción, el hotel redujo otros $ 5,062.13 de la factura, así que parece que algo sucedió.

El representante de Justin Staples asegura que su cliente pagó cada centavo que le fue cobrado, y que la demanda no tendría fundamento.

Fuente