Video-Kim Kardashian-Robo-Raccoonknows.jpg

 

Las autoridades francesas arrestaron a 17 sospechosos en conexión al robo que sufrió Kim Kardashian a finales del pasado octubre en París, en el que fue despojada a punta de pistola de más de $10 millones en joyas y objetos personales.

Según TMZ, los sospechosos fueron aprehendidos en la misma capital francesa y en el sur del país galo, y entre ellos se encuentran tres mujeres.

Los arrestos fueron fruto de una investigación altamente sofisticada en la que detectives utilizaron el ADN encontrado en la mordaza que le colocaron a Kardashian en la boca cuando la abandonaron amarrada de pies y manos en el baño de su hotel tras el robo.

Los sabuesos también se valieron de un video de un cámara de seguridad que captó a algunos de los ladrones huyendo de la escena del crimen en bicicletas.

Los retratos de tres de los sospechosos fueron difundidos por el mencionado sitio donde se indicó que la mayoría de los sospechosos son mayores de edad cuyas edades oscilan entre los 50 y los 60 años, el mayor de ellos es de 72.

Según la agencia AFP, un juez galo podría trasladarse a Nueva York para interrogar a Kardashian nuevamente y  mostrarle un video de los arrestados, que tienen un historial policial.

El asalto marcó un antes y un después en la carrera de la estrella de Keeping up with the Kardashians (E!), quien ha confesado que tras el encuentro ha sufrido de “ataques de locura” y “angustia“.

La esposa de Kanye West también ha abordado el tema en su show, donde relató a sus famosas hermanas que cuando la asaltaron juraba que le iban a pegar un disparo.