Inacif
SANTO DOMINGO. El director del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif), Francisco Gerardo, explicó que los estudios antropológicos y de ADN para determinar si corresponde con la desaparecida niña Carla Massiel, de 9 años, la osamenta hallada el pasado domingo en el sector Los García de La Guáyiga, Pedro Brand, podrían tardarse de uno a seis meses.

El patólogo reveló que aún no se ha determinado si se trata del cadáver de una niña de la edad de Massiel, a quien sus padres vieron por última vez la noche del 25 de junio de 2015, cuando acudió a un culto evangélico junto a una hermana gemela, a escasos metros de su residencia en el mismo sector donde fue encontrada la osamenta.

Gerardo indicó que la investigación se encuentra en la fase del estudio antropológico y que hasta ahora no han practicado pruebas de ADN al hallazgo. Además -dijo- se debe determinar si los restos presentan algún indicio de violencia.

Mientras, el director de Departamento Nacional de Investigaciones (DNI), Sigfrido Pared Pérez, calificó como una utopía la manipulación de órganos para ser trasplantados, a raíz de que algunos medios publicaran la información de que a la osamenta hallada se le habría practicado una extracción. “Respecto a lo que es el tráfico de órganos entendemos que es utópico”, precisó Pared Pérez, entrevistado en el Palacio Nacional.

En el mismo sentido, el director del Instituto Nacional de Coordinación de Trasplantes (Incort), Fernando Morales Billini, descartó que sea real el secuestro de personas para la extracción de órganos, y definió el posible crimen como “una leyenda urbana”, imposible de materializar, debido a la complejidad del procedimiento en el que deben intervenir decenas de especialistas y cumplir una serie de requerimientos tecnológicos.

FUENTE