image

 

Javier Rosas fue dado de alta después de haber estado tres semanas hospitalizado, luego de haber sido agredido por hombres armados en Culiacán, Sinaloa.

El joven cantante de corridos estuvo bajo coma inducido en el hospital, donde se le atendió por haber recibido 20 impactos de bala en el abdomen, sin que hasta el momento se haya dado alguna información sobre la investigación de este hecho.

Las autoridades del estado ya tenían fuera del hospital unas patrullas que lo iban a escoltar hasta su domicilio, pero Rosas prefirió abordar un vehículo particular y partió con rumbo desconocido.

Fuente