Donald Trump-John Kelly-Raccoonknows.jpg

 

El jefe de Gabinete de la Casa Blanca, John Kelly, buscó terminar con la polémica causada por el presidente Donald Trump, quien acusó a sus predecesores de no llamar a familiares de soldados caídos.

“Fui yo quien le dijo al presidente Trump que el presidente (Barack) Obama no me llamó cuando murió mi hijo (Robert)”, dijo en la conferencia de prensa de la Casa Blanca. “No fue una crítica, fue un hecho… también le dije que no creía que otros expresidentes hayan llamado a todas familias de los caídos”.

Kelly salió a aclarar el tema, en medio de la controversia que desató el presidente Trump al criticar a sus predecesores, pero sobre todo luego de que la congresista por Florida, Federica Wilson, revelara que el mandatario “faltó el respeto” a la familia del sargento David T. Johnson.

El presidente aseguró: “Inventó totalmente lo que yo dije a la mujer de un soldado que murió en acción (y tengo pruebas)”, declaró Trump en su cuenta personal de Twitter.

La madre del sargento, Cowanda Jones-Johnson, quien también estaba con la viuda en el momento de la conversación con el presidente, le dijo al Washington Post que el presidente no respetó a su hijo.

“El presidente Trump no respetó a mi hijo, a mi hija, a mí ni a mi esposo”, dijo la mujer.

Kelly también criticó a Wilson por escuchar la llamada del presidente Trump con la viuda y luego revelar la información.