Justin Bieber-Instagram-Raccoonknows

 

Justin Bieber de nuevo volvió a causar polémica durante un concierto en el Reino Unido, cuando se molestó por los gritos de sus fans, que lo veían con gran emoción. Bieber pidió que no gritaran mientras él estaba hablando.

“¿Podrían gritar después de las canciones? Gocen de las canciones y después griten. Sus gritos son increíbles. Gritar no es divertido”, les dijo Bieber.

El cantante después se arrepintió y trató de disculparse, aunque sin mucho éxito.

Fuente