image

 

Kim Kardashian y Kanye West dejaron saber al mundo que esperan su segundo bebé a través de una promoción televisiva transmitida anoche por la cadena E!, pero ninguno de los dos reaccionó de inmediato en las redes sociales sobre el tema.

Sin embargo, Kim sí hizo unas declaraciones sobre su nuevo embarazo a la revista Glamour. “Estamos mucho más que emocionados” afirmó la estrella del reality show Keeping Up With The Kardashians.

Kardashian visitó multitud de especialistas, incluido un síquico, mientras trataba de quedar embarazada.

“Un doctor me dijo que debería extirpar mi útero después de que tuviese un segundo bebé. Otro aseguró que ‘debía recurrir a un vientre subrogado’. Seguido otro doctor afirmó: ‘Oh, no, estarás bien’. Entonces llamé a mi doctor que me dijo: ‘¿Sabes qué? Creo que lo lograremos’”, recordó Kim, quien descibre todo el proceso como una montaña rusa emocional.

“Hubo momentos que salí de la consulta del doctor llorando histérica, y otras veces que pensaba: ‘ok, todo parece que va bien. ¡Va a ser este mes!”, compartió.

Según Kardashian la maternidad te cambia. Desde que diera a luz a North West en junio de 2013, kim asegura que es “una persona completamente diferente”. Tanto que asegura que si todo lo que tiene desapareciera y simplemente “fuese una mamá. Amaría mi vida”.

Los mejores momentos de Kim Kardashian y Kanye West en su primer año de casados

Aunque asegura que cuando supo de su primer embarazo pensó que no estaba preparada, la llegada de North a su vida le ha enseñado mucho.

“North me ha enseñado paciencia. No hay nada que no haría por ella. Y nada que no haría por mi esposo. Ella nos ha hecho querer ser mejores padres y mejores esposos”, compartió la estrella de E!.

“Hoy North se ha puesto unos tacones de Manolo (Blahnik) y se ha paseado sin problemas por mi closet. Le he mandado a Kanye un video de ella, y él ha respondido: ‘¡Dile que pare! ¡No puede crecer así! ¡No puede llevar tus tacones!”, recuerda Kim.

Fuente