Hillary-Clinton-RACCOON KNOWS

El Departamento de Estado publicó el jueves nuevos correos electrónicos de la exsecretaria de Estado Hillary Clinton, pero la cantidad fue más pequeña de la requerida para este mes.

“Hemos trabajado con diligencia para llegar lo más cerca al objetivo como sea posible, pero con el gran número de documentos involucrados y con el calendario de vacaciones, no hemos alcanzado la meta de este mes”, dijo el Departamento de Estado en una declaración a los reporteros el jueves en la mañana.

Supuestamente el Departamento de Estado debía publicar más de 8.000 páginas de correos electrónicos el jueves —el 16% del total de los correos electrónicos de Clinton disponibles— pero publicó aproximadamente 5.500. Los correos adicionales serán dados a conocer “en algún momento de la próxima semana”, dijo el departamento.

Esto es una muestra de lo que encontrarás en el último conjunto de correos electrónicos de 2015.

‘Te ves linda’

Cuando una foto de Hillary Clinton se hizo viral —el meme de “The Texts from Hillary”, el cual repetidamente mostraba una imagen de ella con gafas de sol, escribiendo en su Blackberry— todo lo que la jefa de personal Cheryl Mills dijo fue, “Te ves linda”.

Clinton tuvo conocimiento del éxito viral en un correo electrónico del 5 de abril de 2012 enviado por Russell Potter, un miembro del personal del Departamento de Estado, quien escribió “No estoy seguro si sabes de esto y de su reciente ‘vida’ en Facebook. “Parece que todos lo están publicando”.

Clinton respondió más tarde “¿Por qué ahora? ¿Eso fue de camino a Libia?”

Clinton luego llevó el éxito a la fama, pero también fue utilizado por sus oponentes después de que se diera a conocer que había estado usando un servidor de correo electrónico privado.

¿Quién puede ir en el auto con Hillary?

En cuanto a diagramas de flujo y estructuras organizacionales, quizá ninguna fue tan importante como la que el principal asesor de Clinton, Philippe Reines, creó para determinar quién puede ir en el auto con la ex secretaria de Estado.

Aparentemente se trata de un diagrama creado en un procesador de palabras MS-DOS, e inicia con una simple pregunta: “¿Está Huma aquí?” y termina, más de una página después, con la importante pregunta de si Reines puede ir en el auto con Clinton.

¿Y si Reines ya está en la limosina/camioneta? “¡Qué desfachatez!”

Y cuando nadie le hizo ningún comentario, Reines lo envió de nuevo para demostrar cuánto trabajo había puesto en él.

“NO recibí suficiente aprecio por el siguiente diagrama. Solo Jake respondió. Me tomó HORAS poder formatearlo bien. Literalmente horas para asegurarme de que funcionara con todos los tamaños de letra”, escribió Reines. “Sin contar con una reafirmación positiva, no estoy seguro de poder seguir invirtiendo mi tiempo en estas misivas/diatribas”.

Sullivan le reenvió la gráfica a Clinton con solo una línea: “Ver abajo”.

Kissinger se impacienta

Para cualquier persona que piense que toma demasiado tiempo levantar el secreto de los antiguos correos electrónicos del Departamento de Estado, tienes un amigo en Henry Kissinger.

El exsecretario de Estado y asesor de política exterior de los presidentes Richard Nixon y Gerald Ford le escribió a Clinton en febrero de 2012 para quejarse de que, a pesar de haber pagado 150.000 dólares para que se digitalizaran sus documentos en un esfuerzo por “acelerar” el proceso, “eso evidentemente no ha sucedido”.

“Déjenme enseñarles la magnitud del problema”, continuó. “Jeff Smith ha sido aconsejado por el Centro Nacional de Desclasificación para que, de las 559.679 páginas que doné y están en el RAC, el Departamento de Estado tiene la responsabilidad de revisar 259.402 páginas. De ese total, el Departamento solo ha desclasificado tres páginas (sí, tres) que están listas para ser publicadas”.

‘Por qué estar en un crucero es una situación peligrosa o difícil ‘

En una cadena de 2011, Clinton y el asesor senior Jake Sullivan parecen burlarse de un ciudadano estadounidense que quedó varado en Egipto luego de que la embajada cerrara en medio de protestas que se intensificaban.

A Clinton le enviaron extractos de una entrevista que la vacacionista Laura Murphy le dio a CNN, en la que dijo que la respuesta de EE.UU. había sido “terriblemente insuficiente” y “dijo que las palabras del embajador habían sido ‘estás en un lindo crucero, te sugiero que te quedes ahí'”.

“¿De qué se trata esto?”, pregunta Clinton.

“El descontento por parte de ciudadanos estadounidenses con nuestro apoyo en ayudarlos a que se vayan”, dice Sullivan en su respuesta, al sugerir que el Departamento de Estado envíe a una “persona buena en comunicaciones”.

“Estoy de acuerdo”, dice Clinton. “Pero, ¿por qué estar en un crucero es una situación peligrosa o difícil?”

“Esa es una buena pregunta”, responde Sullivan.

Murphy quedó varada en un crucero de río que había sido anclado en Luxor después de que al capitán le advirtieran que las paradas por el Nilo podrían ser peligrosas para los turistas.

Murphy no fue la única persona del grupo que expresó su frustración.

La presentadora del programa de viajes de PBS, Regina Fraser, le dijo a CNN en aquel momento que la embajada de Estados Unidos le transfirió su llamada en busca de asistencia a un mensaje automatizado, el cual le aconsejaba ingresar a su sitio web… a pesar de que no tenía acceso a Internet”.

‘Buena información, tristemente’

Este es un vistazo a algunas delicadas negociaciones entre la administración y el New York Times en relación con detalles que surgen de Bengasi en los días posteriores a los mortales ataques del 11 de septiembre de 2012.

Luego de lo que parece ser una comunicación de alto nivel, al menos un funcionario parece encogerse de hombros y reconocer que una cuestionada historia va a ser publicada. ¿Por qué? Quien envía el correo electrónico reconoce que el reportero “tenía buena información, tristemente”.

¿Quién es el “mayor patán” del servicio exterior?

De las muchas notas y memorándums que Sidney Blumenthal le envió a Clinton, este podría conllevar la mejor perspicacia, pero con la directa realización de que el mundo nunca sabrá quién es uno de los “mayores patanes” en la diplomacia.

Blumenthal trasladó el siguiente consejo proveniente de John Kornblum, quien era embajador de Alemania bajo Bill Clinton:

“Solo para que quede claro, si ella no lo sabe, (editado) es uno de los mayores patanes en el servicio exterior. No solo no se lleva con las personas, ni puede pensar con claridad sobre cualquier tema, sino que se pasó por completo al lado oscuro durante la administración de Bush. Él trabaja con (editado) en esto. Una vez literalmente me hizo callar en una conferencia donde sugerí que la administración de Bush estaba perjudicando las relaciones de EE.UU. con Europa”.

El equipo de Clinton especula sobre el éxito de Obama

Era el verano de 2010, y los demócratas se estaban poniendo ansiosos —y resultó que tenían razón en hacerlo— por las próximas elecciones intermedias. En un artículo del Financial Times, un asesor no identificado de la Casa Blanca le puso la responsabilidad al mismo presidente.

“Nunca pensé que iba a decir esto, pero incluso yo no estoy seguro de qué es lo que el presidente Obama realmente cree”, le dijo el individuo al reportero Henry Luce. “En lugar de externalizar sus decisiones al Congreso, él debería decir cuál es su conclusión. Para eso están los líderes”.

En un correo electrónico en el que le mencionaba esto a Clinton, mientras menospreciaba al principal asesor de Obama David Axelrod y al secretario de prensa Robert Gibbs, Blumenthaal sugirió a Tom Daschle y a John Podesta como posibles fuentes.

“¿Por qué crees que podría ser Daschle?”, pregunta Clinton. “¿O Podesta?”

No vemos su respuesta, pero sabemos esto: actualmente, Podesta es el presidente de la campaña presidencial de Clinton.

La reacción de Clinton cuando editaron una fotografía

Recuerdas cuando Der Tzitung, un periódico hasídico, editó una fotografía que ahora es famosa de la Sala de Situaciones de la Casa Blanca, la cual estaba abarrotada, durante la redada contra el complejo de Osama Bin Laden, para que Clinton no apareciera en ella?

Clinton abordó esa historia desde el principio, aparentemente tras haber leído al respecto en un blog, el cual citó un artículo en el Jerusalem Post, y no le agradó.

Lo han hecho, le dijo a sus asesores, “quizá porque ninguna mujer debería estar en tal posición de poder o porque estoy vestida inmodestamente”.

Luego, al despedirse en tono gracioso, Clinton escribe lo siguiente:

“Y entonces, feliz día de la madre”.

Qué es confidencial y qué no lo es

Los correos electrónicos publicados el jueves incluyeron 275 que habían sido puestos del todo o en parte a la categoría de “clasificados”, y fueron editados consiguientemente, le dijo un funcionario del Departamento de Estado a CNN.

Sin embargo, el funcionario añadió que ninguno de los correos electrónicos contenía información que fuera clasificada al momento en el que fueron enviados o recibidos… algo que Clinton ha enfatizado repetidamente mientras hace campaña por la presidencia.

La mayoría de estos correos electrónicos fueron asignados al nivel más bajo de “confidencial”, pero dos de ellos fueron asignados al más alto nivel de “secreto”.

Por qué estamos recibiendo estos correos electrónicos ahora

El juez Rudolph Contreras le ordenó al Departamento de Estado que publicara todos los correos electrónicos de Clinton relacionados con trabajo como parte de una demanda de la Ley de Libertad de Información presentada por el periodista Jason Leopold. El caso surgió después de que se revelara que Clinton utilizó un servidor de correo electrónico privado para llevar a cabo asuntos oficiales mientras dirigía el departamento.

En mayo, Contreras le ordenó al Departamento de Estado que “tratara de cumplir” con un programa mensual de publicación, al dar a conocer un número específico de correos electrónicos al final de cada mes hasta el 29 de enero de 2016.

Aunque el programa es aspiracional, el departamento también debe enviar informes cada mes para explicar su progreso. Por lo tanto, los abogados del Departamento de Estado tendrán que explicarle a Contreras por qué no cumplieron con la cuota de diciembre en un informe la próxima semana.

FUENTE