vivienda-asequible-raccoon-knows

NUEVA YORK – Alrededor de 3,000 personas, incluyendo a inquilinos, líderes de grupos como Make the Road, Alliance for Tenant Power y varios sindicatos, además de los políticos Adriano Espaillat, Keith Wright y Letitia James participaron este jueves en una manifestación para presionar a Albany para que mejore las leyes de vivienda asequible.Entre coloridos carteles con consignas como “Fin a las presiones de los dueños” y “Queremos más protección para los inquilinos”, los manifestantes enviaron su mensaje a los legisladores estatales.

“No tenemos muchos amigos en Albany. El Senado estatal ni siquiera quiere discutir del tema”, dijo el asambleísta Wright. Desde una tarima hablaron otros funcionarios como el senador Espaillat, quien dijo: “Esta será una pelea de 15 rounds”.

El evento se realizó a sólo un mes de que termine el período legislativo el 14 de junio, fecha límite para que se renueve la ley de renta estabilizada. Los participantes se reunieron en Foley Square y marcharon hacia el Puente de Brooklyn, a través de lacalle Centre.

“Pagó más de 50% de mis ingresos en renta, debo trabajar dos turnos y el salario mínimo no sube. ¡Vamos a luchar!”, expresó Leandra Requeña, residente de Queens y miembro de Make the Road NY.

Entre los participantes también estuvo Yrania Sánchez, de origen nicaragüense y residente en un departamento de renta regulada en Bushwick. En 2013, fue la única de su edificio que aguantó las presiones del propietario y entabló una demanda contra él. Aunque aclaró que estuvo muy cerca de tener que dejar su barrio.

“Nos sacó el boiler, estábamos sin calefacción. Mientras tanto, empezó a remodelar el edificio y nos teníamos que comer, el polvo de la demolición”, relató Sánchez, quien finalmente ganó el caso, y, este jueves, participó en la protesta para mantener su condición de renta estabilizada.

Horas antes de la protesta, Espaillat y los concejales Mark Levine e Ydanis Rodríguez ya habían dado su apoyo a los inquilinos con otra manifestación en las escalinatas de la alcaldía. “Esta es la primera oportunidad que vamos a tener en Albany para ver si podemos cambiar nuestra forma de actuar. Esto no se trata sólo de renta y desregularización de vacancia. Esto es sobre el gobierno”, argumenó el senador, haciendo referencia a la participación de empresarios de bienes raíces en los casos por corrupción del senador Dean Skelos y el asambleísta  Sheldon Silver. “Esta es una lucha para saber si el dinero continuará intimidando a gente en Albany”.

“En Nueva York, 2.5 millones de neoyorquinos dependen de la renta regulada. Si esta ley expira el 15 de junio, enviaremos a esos 2.5 millones a tener rentas a precio de mercado. ¿Dónde vivirán esos individuos?”,  planteó Rodríguez. “Ellos ya gastan la mayor parte de su dinero en pagar la renta”.

Piden renovar leyes

Levine indicó que mantener las actuales normas tal como están será perjudicial. “Renovar las actuales leyes no es ninguna victoria para los inquilinos. Es una derrota, porque hoy ya estamos perdiendo miles y miles de departamentos de renta controlada”.

Entre tanto, el presidente de la Asamblea estatal, Carl Heastie, indicó en un comunicado que “la manifestación en Foley Square  es un recordatorio de que las familias y comunidades a través de esta ciudad cuentan con nosotros para tomar una posición firme en favor de los inquilinos.  Los miembros de la mayoría en la Asamblea se han comprometido a luchar por lograr unos reglamentos de alquileres más completos y con mayores protecciones, para que nuestras familias puedan seguir en sus residencias y no vivir con el temor de quedar desamparados o ser acosados”.

Las reformas que busca la Alcaldía

Bill de Blasio está buscando modificar las leyes de renta estabilizada y la 421a. Respecto a la primera, se quiere terminar con una norma que permite que, cuando el arriendo llega a los $2,500 por mes, la vivienda salga de este régimen. Además, se eliminaría el llamado “bono de vacancia”, que permitía un aumento de 20% en el precio cada vez que un arrendatario deja un departamento. También se modificarían las reglas para aumentos de la renta cuando el dueño hace arreglos, que dejarían de ser permanentes.

Sobre la ley 421a, que entrega beneficios tributarios a los desarrolladores inmobiliarios, lo que se buscará es obligar a que ésta genere vivienda asequible. Hoy esto sólo sucede en algunos barrios específicos (16.5% de la ciudad). De Blasio quiere que toda construcción que se acoja a la 421a tenga la obligación de generar vivienda asequible. Además, buscará que la proporción de este tipo de apartamentos suba a entre un 25 y 30% del edificio. A su vez, se intentará llegar a un mayor segmento de la ciudad. Finalmente, se aumentará la duración de este beneficio tributario, de entre 20 a 25 años a 35 años, intentando que tener vivienda asequible sea también sostenible para los propietarios.

De Blasio también quiere que se elimine totalmente el beneficio 421a para los condominios de lujo.

La renta se come los sueldos

De acuerdo con un estudio de la organización Make the Road NY, un tercio de los inquilinos gastan sobre el 50% de sus sueldos en arriendo. “En los inmigrantes, esa cifra es mayor y llega hasta el 58% de sus ingresos anuales en la renta”, dijo José López, activista de la organización.

FUENTE