Se llama ‘Altered Carbon’ y sucede en un futuro en el que la consciencia es un implante digital que puede transferirse a otras personas. Se estrena el 2 de febrero.

Es la serie más costosa producida en la historia de Netflix. Se llama Altered Carbon y pertenece al género cyberpunk; esto es, ciencia ficción ambientada en un futuro distópico, en el que la tecnología más avanzada convive con un bajo nivel de vida.

Netflix dio a conocer esta semana el nuevo tráiler de Altered Carbon, con imágenes que hacen recordar a algunos clásicos del cyberpunk, como Blade Runner (1982) y Ghost in the Shell (1995).

La serie está basada en la novela homónima escrita por Richard K. Morgan en 2002. Su historia trata sobre un personaje llamado Takeshi Kovacs (Will Yun Lee), cuya consciencia es transferida —como un implante digital— al cuerpo de otra persona (Joel Kinnaman), 300 años en el futuro, para que investigue el asesinato de un magnate.

La historia plantea un concepto tecnológico interesante: la consciencia humana ya puede ser almacenada en implantes digitales —idea abordada recientemente en los episodios San Junipero y Black Museum de la serie Black Mirror—, lo que permite a los millonarios cambiar de cuerpos y así vivir para siempre.

El protagonista de Altered Carbon es Joel Kinnaman, recordado por la serie The Killing y por la película Suicide Squad (2016). Su personaje es contratado por un millonario, Laurens Bacroft (James Purefoy), quien le ofrece absolverlo de sus crímenes si lo ayuda a resolver un asesinato, el propio.

El piloto de la serie fue dirigido por Miguel Sapochnik, ganador del Emmy 2016 a mejor director de una serie dramática, por el episodio Battle of the Bastards de Game of Thrones.

FUENTE

Loading...