Obama-raccoon-knows

El presidente Barack Obama prometió el domingo renovar los esfuerzos contra ISIS diciendo que “los cielos se han oscurecido” a raíz de una matanza terrorista en París.

Al intervenir al inicio de la cumbre del G-20 en la rivera turca, Obama dijo que la reunión de dos días ha asumido una nueva importancia en la que los líderes trabajarán para desarrollar una respuesta a la masacre.

Subrayando su punto, una intensa discusión entre Obama y el presidente ruso Vladimir Putin fue captada en cámaras, mostrando a los dos líderes inclinándose y gesticulando fuertemente mientras defendían sus puntos.

Un asistente de Obama dijo que los dos hombres aparentemente llegaban a un acuerdo sobre el camino político a seguir en Siria, aunque funcionarios estadounidenses dijeron que no se estaba discutiendo un cambio sustancial en la estrategia para combatir ISIS.

“El asesinato de gente inocente basada en una ideología torcida es un ataque no sólo contra Francia, o no sólo contra Turquía; es un ataque contra el mundo civilizado”, dijo Obama más temprano durante una reunión con el presidente turco Recep Tayyip Erdogan.

“Redoblaremos nuestros esfuerzos, trabajando con otros miembros de la coalición, para traer una transición pacífica a Siria y elimiar ISIS como una fuerza que puede crear mucho dolor y sufrimiento a la gente de París”, dijo Obama, agregando después que él y Erdogan discutieron formas de fortalecer las fronteras de Turquía con Siria y una estrategia para abordar la crisis de los refugiados.

‘Un acto de guerra’

El consejero de Seguridad Nacional de la Casa Blanca Ben Rhodes le dijo a reporteros que los ataques de París requieren de hecho más recursos internacionales y urgencia en la lucha en contra de ISIS.

“Esto es un acto de guerra”, dijo Rodhes.

El consejero añadió que los ataques aéreos iban a aumentar su intensidad, lo mismo que los operativos en búsqueda de las cabecillas de ISIS –un elemento que Rhodes subestimó puede tener un efecto sobredimensionado porque esos son los individuos con la habilidad de dirigir ataques en el extranjero, lo que no pueden hacer los combatientes de ISIS de menor rango.

Durante el programa de CNN “State of the Union con Jake Tapper”, Rhodes dijo que “hay elementos de la estrategia que, cuando estén adecuadamente dotados de recursos, trabajadar en hacer retroceder a ISIS”.

“Tenemos que hacer más de eso, y ahora vamos a ser capaces de hacerlo”, dijo él. “Estamos en un esfuerzo para intensificar aspectos de la estrategia que están dando avances aún cuando estamos constantemente evaluando cómo la amenaza cambia y qué más se necesita hacer para lidiar contra la amenaza”.

En una reunión entre el ministro de Defensa de Estados Unidos Ashton Carter y su homólogo francés, ambos acordaron “concretar pasos que los militares estadounidenses y franceses deben dar para intensificar nuestra cooperación en la persecución sostenida contra ISIS”, según se informó en un comunicado del Pentágono.

Pero Rhodes dijo que la Casa Blanca aún no ha considerado un rol de combate de las fuerzas estadounidenses en Iraq o Siria.

“No creemos que las tropas de Estados Unidos son la respuesta al problema”, dijo Rhodes.

Turquía ha presionado a Estados Unidos para ayudar a establecer y reforzar una zona en la que no está permitido volar o “área segura” en su frontera con Siria, y una reunión del domingo entre Obama y Erdogan dejó abierta la especulación de que podría haber un cambio en la política.

Pero Rhodes congeló rápidamente esa posibilidad diciendo que el cambio de política podría ser enormemente cara y sería una mala asignación de los recursos en este punto.

También tomó esta oportunidad para presionar al Congreso de aprobar nuevos poderes resolutivos contra ISIS. La propuesta de Obama ha estado levantando polvo en el Capitolio durante meses. Según Rhodes, aprobar el plan, que es más nuevo y está más adaptado que el que la administración ha estado operando, podría enviar una señal del compromiso a largo plazo para pelear a largo plazo.

FUENTE