La presentadora de televisión Pamela Sued dijo a Másvip que no le gusta llamar la atención con sus atributos físicos, pese a que se ha realizado algunas cirugías plásticas, pero muy discretas.

“A mí no me gusta llamar la atención por mis atributos físicos. Si me gusta verme bien, si me gusta estar bonita, cuidarme, ser muy femenina. Pero no me gusta que lo que llame la atención de mí sean mis atributos físicos”.

Pamela ha sido criticada en demasía, en las redes sociales, porque la gente entiende que debe mostrar mejor cuerpo.

“Lo bueno es más difícil de que lo resalten, y yo estoy consciente de que eso es así y he aprendido a convivir con eso y dejo que el tiempo sea lo que ponga cada cosa en su lugar. Pero sí, la gente me relaja por el cuerpo. Que si no tengo mucha pompis o lo que sea. Pero eso tampoco me mortifica mucho”.

Resalta que si hubiese querido tener más pompis “hace rato que me lo hubiese puesto. Si hubiese querido tener más cintura hace rato que me lo hubiese hecho, o sea, todo lo que yo tengo o no tengo es porque si lo quiero. Eso no significa que no tengo cirugías plásticas porque sí las tengo”.

Confesó a este portal que se ha practicado reducción de busto y la nariz.

“Date cuenta que todo lo mío es lo contrario. Y lo contrario a lo que la gente quiere. A mí no me gusta los senos grandes y yo me reduje”.

Hijos:

La comunicadora dijo a Másvip que es un anhelo de ella y su esposo Giancarlo Beras-Goico tener un segundo hijo, pero por el momento no está en sus planes en lo inmediato.

Según contó a este portal, la decisión la tomarán en lo adelante por lo que ahora se encuentran trabajando en tantas cosas en lo que va de año.

“No descartó la idea de tener un segundo hijo, es lo que anhelo y lo que Giancarlo también anhela. No es un proyecto así, como que estamos ansiosos de que suceda. Ahora mismo, los dos estamos enfocados en tantas cosas”, argumentó a Másvip.

Indicó que cuando sea el momento “tomaremos la decisión”.

Pamela dijo, además, que su hijo Alonzo es un niño extrovertido por lo que le da participación en sus redes sociales ” a él le gusta la televisión. Si él fuera un niño introvertido yo lo respetaría”.

Explicó que las veces que ha tenido que salir al frente de las críticas a su hijo en las redes sociales la ha hecho porque “vivimos hoy en día en un mundo donde la gente le gusta estar juzgando todo el tiempo y yo trato de una manera decente y respetuosa de mostrarle a la gente con argumentos válidos de que un niño puede llevar el cabello largo y que eso no significa absolutamente nada”.

Añade que, por igual, un niño lo puedes vestir de “rosado” y no “pasa nada”.

“Pero no porque me sienta mal o porque entienda que estoy haciendo algo mal. Giancarlo y yo estamos de acuerdo en cada una de las decisiones que tomamos en la vida de Alonzo”.

2018 para Pamela

Pamela es de las comunicadoras que más maestrías de ceremonias realiza a la semana. A eso este año la presentadora regresó a las tablas “en un proyecto que no estaba esperando” en alusión a “Cada pareja con su Oveja” que se repone el 29 y 30 de junio.

Agrega, que el 2018 le han sonreído tanto que lo de ella es “trabajar, trabajar”.

El cine no se queda fuera de sus proyectos para este año con la película “Malcriados” que se estrena a finales de año.

“Las maestrías de ceremonias es de mis principales plataformas de trabajo, pero entiendo que es una extensión de lo que yo hago en la televisión. El programa, esa vigencia en televisión me da la oportunidad de hacer este tipo de trabajo que a mí me fascina. Yo amo hacer maestrías de ceremonias”.

Fuente