Schneiderman-policia-yonkers-raccoon-knows

NUEVA YORK – Los residentes de Yonkers con dominio limitado del inglés (LEP) ahora podrán tener acceso a los servicios policiales de esta ciudad, gracias a un acuerdo entre el Departamento de Policía de Yonkers y la fiscalía general de Nueva York.

El fiscal general Eric T. Schneiderman dijo que el acuerdo contempla la adopción de políticas y prácticas que mejoren la prestación de servicios policiales a la diversa comunidad LEP de Yonkers y mejorar las relaciones policía-comunidad, “para beneficio de todos”.

“Bajo la ley, la igualdad de justicia requiere que todos los neoyorquinos tengan acceso a los importantes servicios de seguridad pública proporcionados por agencias de aplicación de la ley, independientemente de su capacidad en el manejo del lenguaje”, dijo Schneiderman. “Hoy, el Departamento de Policía de Yonkers, que sirve a una de lasciudades más diversas de Nueva York, se une a un círculo cada vez mayor de las fuerzas del orden que están tomando medidas proactivas para asegurar que sus servicios lleguen a todos los miembros de sus comunidades”.

En respuesta a la oficina del fiscal, la Policía de Yonkers examinó sus prácticas para hacer frente a las barreras lingüísticas entre el departamento y miembros de la comunidad LEP, y adoptó procedimientos para mejorar la comunicación entre la policía y los individuos LEP.

Entre las medidas que adoptó la agencia, figuran el asegurarse de que sus agentes y empleados civiles que tienen contacto regular con el público puedan comunicarse efectivamente con personas LEP, como a la hora de responder a las peticiones de asistencia, en la realización de paradas de tráfico y en tomar quejas o entrevistar a víctimas de delitos.

Además, tomarán en cuenta a las personas LEP cuando la agencia haga anuncios de servicio público, o emita alertas de seguridad.

Mediante el acuerdo, la policía de Yonkers se comprometió a proporcionar capacitación anual sobre la forma de comunicarse de manera efectiva con las personas LEP; tomar medidas para identificar y reclutar personal y agentes bilingües; traducción de documentos vitales, incluyendo hojas de reclamaciones y otros materiales; y proporcionar en inglés y español las hojas de Quejas Personales en las oficinas del Departamento de Policía.

FUENTE