Policia-Ponce-asesinato-RACCOON KNOWS

El agente sospechoso de protagonizar en la mañana de este lunes una balacera que cobró las vidas de tres de sus compañeros policías en la Comandancia de Ponce estuvo desarmado por problemas de conducta y emocionales por varios años y pretendía regresar a laborar como patrullero tras varios años asignado al Centro de Mando de Ponce, indicaron fuentes de este diario.

El policía, vecino de Peñuelas, de 50 años y con 19 de servicio en la Uniformada, acudió esta mañana al centro policiaco y al llegar al sexto piso de la estructura encañonó con un arma de fuego al comandante Frank Román Rodríguez, a quien ordenó moverse a la oficina de la teniente Luz M. Soto, jefa de administración de la Comandancia y supervisora directa del sospechoso.

Mientras restringía la libertad de Román y de Soto, supuestamente llegó a la oficina la agente Rosario Hernández de Hoyo, de 42 años y 15 en la agencia, a quien también ordenó quedarse en el lugar. El sospechoso, entonces, ordenó a Soto llamar a una oficial de prensa del área policiaca de Ponce para que le consiguiera un medio de comunicación, ya que tenía que hacer una denuncia. Luego de que se cortara la comunicación y Soto volviera a llamar por teléfono, se escucharon los disparos, supo este medio.

El sospechoso, quien estaba reportado enfermo, fue detenido inmediatamente y se le ocuparon dos armas de fuego y una cuchilla. Luego fue movido a la División de Drogas Ponce, que se encuentra dentro de los predios de la Comandancia de Ponce. Más tarde fue movilizado a un hospital cercano, pero no se ha informado por qué necesitaba tratamiento médico.
Por otro lado, la Policía detalló que Román Rodríguez, una de las víctimas de la matanza, tenía 49 años, con 28 de servicio en la Policía y fue galardonado en el 2014 como el comandante del año por su trabajo en la zona de Ponce. Se desempeñaba como oficial de operaciones en Ponce y era el tercero al mando en el área policiaca.

Mientras, se informó que recientemente Soto había aprobado el examen para ascender a capitán. Tenía 49 años y 23 de servicio en la Uniformada.

No se ha indicado más detalles sobre Hernández de Hoyo, la tercera víctima en esta matanza.

Desconsolados los policías y familiares

Ante la emergencia reportada en la principal estación policiaca de la región de Ponce, los empleados fueron desalojados del edificio y familiares de las víctimas comenzaron a llegar. Estos se encuentran llorosos y se consuelan mutuamente.

“Esto es una película”, le dijo una agente a uno de sus compañeros.

Por su parte, el superintendente asociado de la Policía y quien se encuentra en la escena, Juan Rodríguez Dávila, afirmó que “no hay palabras para describir esta tragedia donde tres compañeros han perdido la vida. Nuestras condolencias para las familias”.

En la Comandancia también se observan múltiples patrullas, ambulancias y unidades de rescate. También aterrizó el helicóptero de las Fuerzas Unidas de Rápida Acción (FURA).

Personal de la unidad del SWAT, perros de la Unidad Canina y personal del Cuerpo de Bomberos se sumaron a la operación para revisar un paquete sospechoso.

El fiscal de distrito de Ponce, Richard Rosado, y agentes del Negociado de Investigaciones Especiales (NIE) del Departamento de Justicia están a cargo de la pesquisa, informó la portavoz de la agencia, Gingger
Duelo
Gobernador decreta duelo nacional por muerte de los tres policías en Ponce

FUENTE