ayuda

SANTO DOMINGO. Dirigentes políticos de la oposición valoraron la decisión del presidente Danilo Medina de acudir en ayuda de Haití, pero coincidieron en que no se debe abandonar a los pobres dominicanos.

El presidente del Partido Reformista Social Cristiano (PRSC), Federico Antún, manifestó que la decisión del gobierno es acertada, pero afirmó que los pobres de este país requieren también la atención de las autoridades ante el paso del fenómeno atmosférico.

“Es correcta la solidaridad con Haití, pero nuestros compatriotas marginados y pobres también la necesitan”, dijo.

El vicepresidente de la Fuerza Nacional Progresista (FNP), Pelegrín Castillo, consideró correcto que el gobierno envíe ayuda humanitaria a Haití siempre que la misma sea acompañada de controles estrictos en la frontera.

Castillo consideró que la solidaridad dominicana debe expresarse de nuevo “a pesar de los ataques infames” que se hacen desde Haití contra la República, pero dejando claro de que debe ser ejecutada en territorio haitiano, y que existen muchas limitaciones, así como obligaciones especiales con millones de dominicanos en pobreza.

Haití nunca va a tener un mejor destino mientras la Comunidad Internacional siga viendo a República Dominicana como una zona de amortiguamiento y las clases dirigentes dominicanas sigan dócilmente ese triste papel de administradores de la crisis de ese Estado fallido”, indicó Castillo.

Advirtió sobre los riesgos de continuar con una política de fronteras abiertas que terminará de provocar un conflicto en la Isla y la Región.

“Los que crean que se puede descargar la crisis de Haití sobre el pueblo dominicano, y que no va a pasar nada, se equivocan y tendrán una gran sorpresa”, expuso.

FUENTE