OISOE

SANTO DOMINGO. El presidente Danilo Medina tiene el más alto interés en que las investigaciones que se realizan sobre el suicidio del arquitecto David Rodríguez García, en un baño de la Oficina de Ingenieros de Obras del Estado (OISOE), lleguen hasta las últimas consecuencias.

Así lo expresó el portavoz del Gobierno, Roberto Rodríguez Marchena, quien defendió la integridad del actual director de esa institución, Francisco Pagán y la rápida acción emprendida una vez ocurrió la tragedia, al acudir al Ministerio Público para exigir una investigación.

“Tenemos que reconocer que el propio Francisco Pagán, que es un hombre eminentemente serio, honesto, inició la acción pública; es quien ha demandado de la Procuraduría para investigar el caso, y se apliquen las sanciones”, apostilló.

Fue categórico al decir que “el Presidente de la República tiene la mayor disposición de que este caso llegue hasta las últimas consecuencias, y cuando digo hasta las últimas consecuencias, es que la justicia tiene la más absoluta libertad para establecer las sanciones”.

Dijo que el caso no ha causado ninguna crisis en el Gobierno, que de hecho es el primer interesado en que se dirima a profundidad a través de los canales investigativos y de ley pertinentes.

Explicó que durante muchos años las obras públicas eran asignadas grado a grado o a grandes empresas que garantizaban su cumplimiento a tiempo o grandes empresas calificadas de construcción.

“Al llegar el presidente Medina, entendió que era necesario democratizar la asignación de las obras, porque había una cantera de pequeñas empresas de construcción, de ingenieros y arquitectos que necesitaban tener la oportunidades”, dijo Marchena.

FUENTE