vehículos
SANTIAGO. Las pretensiones de las empresas encargadas de cobrar los tributos del Ayuntamiento local de categorizar los vehículos rotulados de este y otros medios de comunicación como publicidad ambulante, ha encontrado el rechazo de abogados, representantes del sector empresarial y hasta de funcionarios del cabildo.

A través del Departamento de Gestión Tributaria del Ayuntamiento, las empresas Triple A y Gestión de Servicios Municipales (GSM) le solicitaron a la dirección de este medio escrito el pago de ese impuesto, el cual supera los RD$14 mil, por concepto de la circulación de varias camionetas por las vías de comunicación terrestre de este municipio.

De acuerdo a Víctor Bren, secretario de Planificación y Desarrollo Institucional del cabildo de Santiago, los vehículos de los medios de comunicación, al igual que los de la Policía Nacional, centros de salud, así como la Defensa Civil, Cruz Roja y Bomberos están libres de ese tipo de tributación.

“Los letreros que son para fines de prevención y orientación, como es el caso de la prensa, tienen que respetarse”, señaló.

El cobro de los arbitrios por publicidad rodante está consignado en la Resolución 2719-05 del gobierno municipal, emitida en el 2005 durante la gestión de José Enrique Sued.

El vocero del bloque de regidores del Partido Acción Liberal (PAL), Domingo Ureña, hizo un llamado a los munícipes para que se abstengan de realizar ese pago, ya que esa disposición no refiere en ninguno de sus considerandos sobre la publicidad ambulatoria.

“Cuando se firmó el contrato con esas empresas solo se acordó el cobro por la instalación de letreros y vallas en la vía pública. Ahora se han atribuido recaudaciones que no les corresponden”, refirió.

Agregó que “si le vamos a cobrar por los letreros que están en los vehículos, también hay que cobrarle a la industrias automotriz por colocar publicidad en los automóviles que comercializan”.

Otro que rechazó el cobro de ese arbitrio fue jurista Ramón Antonio Veras (Negro), quien refirió “los medios de comunicación hacen una labor en el seno de la sociedad que debe ser valorado, por lo que no es prudente imponerle a los medios un tributo de ese tipo”.

De su lado, la empresaria María Victoria Menicucci Mella, calificó la medida de temeraria.

FUENTE