image

 

Rihanna ha adoptado a un cachorro que encontró abandonado en el baño del club 1 OAK de Los Angeles, donde se divertía.

En vídeos compartidos por acompañantes de la cantante de Barbados se ha documentado este peculiar hallazgo:

“Bueno, me lo encontré en el baño y corrió hacia mí”, explica Rihanna en un primer vídeo, mientras que en otro se puede escuchar a una de sus amigas diciendo completamente desconcertada: “¿Dónde c*ño ha encontrado esta zo*ra un perro? Literalmente se ha ido de fiesta y ha vuelto con una jaula, toallitas para limpiar el pipí, comida y un p*to perro”.

La cantante ha bautizado al perrito con el nombre de Pepe, y por ahora se desconoce si alguna persona ha reclamado la propiedad de la mascota.

Fuente