samsung-galaxy-s7-hands-RACCOON KNOWS

Samuel Burke sumerge en una piscina los ‘Galaxy S7’ y ‘S7 Edge’ para comprobar que, como dice la marca, funcionan a más de 5 pies bajo el agua.