image

 

Este fin de semana fueron vistos Justin Bieber y Selena Gómez muy cariñosos en el Montage Hotel de Beverly Hills.

“Ellos volvieron y comenzaron a hablar desde el mes de mayo, cuando coincidieron en una reunión de la iglesia de la cual ambos forman parte, él se acercó a ella después de su rompimiento con Zedd, ellos empezaron a enviarse mensajes de texto y a hablar sobre música y comenzó por ahí“, platicó una fuente a HollywoodLife.com.

Según ocupantes del lugar, la intérprete de “Slow Down”, estuvo sentada en el regazo del cantante por mucho tiempo, y ambos rentaron una cabaña privada que compartió la pareja.

Esta aparición puede indicar que la joven pareja está tratando de arreglar sus diferencias y de nueva cuenta se den una segunda oportunidad.

Fuente