image

 

Que Sinead O’Connor es una mujer que no comulga con hechos que huelan a sexismo, es algo que bien sabe Miley Cyrus. En 2013, mientras la ex Hannah Montana se empeñaba en dejar en claro que ahora era una joven rebelde e ingobernable, la irlandesa le envió una carta pública pidiéndole que dejara de “prostituirse” para complacer a productores.

La respuesta de la joven cantante fue sin piedad, comparándola con Amanda Bynes, una ex estrella infantil que en el último tiempo ha hecho más noticia por problemas psiquiátricos que por otras razones.

Sin embargo, ello no atormentó a O’Connor, quien ahora volvió a la carga contra una celebridad de moda, y contra la publicación que le dio inesperada tribuna: Kim Kardashian, portada de la última edición de “Rolling Stone”.

“¿Qué hace esta prostituta en la portada de la Rolling Stone? La música ha muerto oficialmente. ¿Quién diría que sería la Rolling Stone quien la mataría?”, escribió la cantante en su cuenta de Facebook.

“Ya no se puede esperar que Simon Cowell y Louis Walsh carguen con la culpa. Bob Dylan debe estar horrorizado. Boicot a la Rolling Stone”, finalizó.

En la edición de julio de la revista, Kardashian aparece en portada con disfraz de marinera y con generoso escote, fotografiada por Terry Richardson.

O’Connor, en tanto, terminó con años de noticias por sus problemas en 2014, gracias a la publicación del aplaudido disco I’m not Bossy, I’m the Boss, que presentó en febrero de este año en Santiago, en el marco del festival Womad.

Fuente