iPhone-VENTAS-Apple-Raccoon Knows

Apple estaría planeando lanzar la casa por la ventana para el iPhone del próximo año, pues es el que marca el décimo aniversario del teléfono. Para celebrarlo, se rumora ya que la gigante de Cupertino usará, por primera ocasión, una pantalla OLED y este martes se dieron a conocer ya las características que tendría ésta.

Según una patente registrada a nombre de Apple y descubierta por el confiable sitioPatently Apple, la gigante de Cupertino está trabajando en una pantalla curva con botones a los costados, una descripción que se acopla bastante a la funcionalidad de los teléfonos Edge y el Note 7 de Samsung.

Patently Apple dice que ésta no es la primera patente que revela la investigación de Apple con pantallas curvas, pero en cada patente se van desvelando más detalles. Los costados, ahora hechos de panel de vidrio, mostrarían los botones de subir y bajar volumen, silenciar el teléfono e incluso la opción para moverse en la navegación en pantalla.

Por ahora las patentes no sugieren que se trate efectivamente de características del iPhone del próximo año, pero Patently Apple destaca que si Apple ha hecho tres cambios importantes en la descripción de estas patentes en los últimos 15 meses, es porque algo se trae entre manos.

La otra filtración viene de parte de The Nikkei, quien dice que la fabricante china Foxconn — y vieja conocida de Apple — ya comenzó a fabricar paneles OLED para el próximo teléfono de la compañía. Foxconn es una de las proveedoras de componentes y ensamblaje de dispositivos para Apple.

Foxconn estaría produciendo el chasis de vidrio para el iPhone del próximo año, y estaría investigando en paneles OLED gracias a la compra de Sharp este mismo año. Foxconn se ayudaría de la tecnología de Sharp para ganar terreno a Samsung, una de las fabricantes de pantallas con más experiencia y también proveedora de Apple.

Un súper iPhone para 2017

A partir de este año, Apple habría cambiado los ciclos de vida del iPhone, de un lapso de dos a lapsos de tres años. Esto quiere decir que a pesar de que este año se esperaba un iPhone con bastantes cambios en el interior y exterior, los cambios se verán hasta el iPhone de 2017, pues corresponde al inicio de un nuevo ciclo de tres años y, más importante, es el año en el que se cumplen los diez años de vida del iPhone.

Se espera que este iPhone, que se le conoce informalmente como iPhone X, iPhone a secas o iPhone 8, tenga la pantalla OLED con costados curvos, la eliminación del lector de huellas, un diseño con biseles minimizados y un diseño casi en su totalidad de vidrio, similar al diseño del iPhone 4 que sólo tenía metal en los bordes.

FUENTE