Todas las pruebas incriminan a Blas Peralta en el asesinato de Febrillet

SANTO DOMINGO. La bala extraída del cuerpo del exrector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), Mateo Aquino Febrillet, coincidió con los casquillos de la pistola Taurus nueve milímetro del asimilado honorífico de la Policía, Blas Peralta.

El análisis forense de comparación balística hecha a la pistola serie TZG54444 asignada por la Policía al principal acusado de asesinar en la avenida Caonabo a Febrillet, dice dos proyectiles tomados del archivo de dicha arma de fuego, coinciden en todas sus partes con los casquillos recogidos en la escena del crimen.

Además de esa prueba, en la solicitud de prisión preventiva hecha por la Fiscalía del Distrito Nacional contra Peralta, así como del coronel retirado de la Policía Rafael Herrera Peña, Franklin Venega y Geraldo Félix Batista, figura un relato ilustrado las circunstancias en que se produce el crimen.

Ayer, el Jefe de la Policía, general Nelson Peguero Paredes, declaró que la investigación de ese caso fue “seria y responsable”, y que todo el tenga responsabilidad en el hecho será sometido a la justicia.

Peguero Paredes se desvinculó de la responsabilidad por el arma que posee Blas Peralta, ya que no fue entregada en su gestión.

“El arma estuvo a su cargo en el año 2006”, expresó, antes de informar que se revisarán los listados de armas asignadas a personas que no son policías para “corregir posibles distorsiones en ese sentido”.

En la solicitud de medida se describe que Mateo Febrillet, luego de concluida la reunión política en donde se discutía el protocolo de manejo de las candidaturas producto de la alianza entre el Partido Revolucionario Moderno (PRM) y el Partido Reformista Social Cristiano (PRSC) así como mediar en el conflicto que se había suscitado con Blas, se dirigió al parqueo del restaurante El Lago en donde se encontraban su chofer, Joel Antonio Soriano Ramírez; su seguridad, Omar Enriquillo Sosa Méndez, y su secretaria, Rosa Elaine Mañana Ramírez.

En el instante se produjo una discusión entre Blas Peralta y Eduar Montás Lorenzo, aspirante a diputado por la circunscripción 2 de la provincia San Cristóbal, presuntamente por una amenaza de muerte que Eduar le hizo a Willi Pérez, quien pertenece al equipo de campaña de Peralta.

Luego de dicho incidente, Eduar Montás procedió a salir de las instalaciones del restaurante hacia el parque donde estaba Febrillet, y ést,e al ver la actitud con la que salió Montás, le preguntó ¿Qué pasó? A lo que respondió, “otra agresión más de Blas Peralta contra mí”.

Febrillet, Eduar y sus acompañantes se montaron en la yipeta del exrector para abandonar el lugar, y fue cuando uno de los acompañantes de Peralta le dijo: “párate y desmonta a Eduar Montás”, en ese momento abandonaron el lugar, y el chofer de Eduar les siguió.

De inmediato, Peralta, junto a Geraldo Bautista Mena y Franklin Venega a bordo de una yipeta oscura y otra yipeta color dorado conducida por una persona hasta ahora no identificada, desataron una persecución al vehículo de Mateo Aquino Febrillet.

Al percatarse las víctimas de la situación, trataron de buscar refugio en el edificio donde vive el presidente de la República, Danilo Medina, y al darse cuenta que no había personal de seguridad, decidieron ir a un destacamento policial.

Iban a la policía

Mientras se dirigían al destacamento del Mirador Sur, ubicado en la avenida Anacaona casi esquina Caonabo, fueron interceptados por sus perseguidores y una vez Blas Peralta tuvo su objetivo en la mira y con intención de darle muerte, realizó varios disparos al vehículo del exrector de la UASD, logrando asesinarlo y herir a las demás personas que estaban en la yipeta. Luego de cometer el hecho, los imputados emprendieron la huida, por lo que las víctimas se trasladaron al Centro Médico Real, lugar en donde fue declarado muerto Mateo Febrillet.

FUENTE