manchas-jabón artesanal de perejil-Raccoonknows.jpg

 

¿Sabías que, además de tener efectos blanqueadores, el perejil también puede ser muy adecuado para regular el pH de la piel y combatir el acné y los puntos negros?. La aparición de manchas en la piel es uno de los problemas estéticos que suelen causar molestias entre las mujeres de todas las edades.

Estas ocurren por una alteración en la producción de melanina, ya sea por cuestiones hormonales o por la falta de protección ante la exposición al sol. Si bien no suele representar un problema de salud, su presencia puede provocar bajas de autoestima debido a la alteración notoria que sufre la piel.

Debido a esto, la industria cosmética se ha encargado de diseñar cremas y productos blanqueadores cuyo uso regular minimiza su aspecto. El problema es que estas opciones tienden a ser costosas y no todas tienen la facilidad para adquirirlas de forma recurrente.

Por suerte, existen fórmulas 100% naturales que, por un bajo precio, brindan efectos similares sin provocar reacciones adversas. Este es el caso de un jabón artesanal de perejil, reconocido por sus propiedades exfoliantes y aclaradoras que, en conjunto, ayudan a lograr una piel de tono uniforme.

A continuación te contamos cuáles son sus beneficios y cómo lo puedes hacer en casa en unos simples pasos.

Jabón artesanal de perejil para reducir las manchas de la piel

El jabón artesanal de perejil es un producto alternativo que, por su combinación de ingredientes, ayuda a remover las impurezas que propician la aparición de manchas oscuras en la piel. Esta hierba, su ingrediente principal, se ha destacado en la industria cosmética como un aclarador cutáneo que disminuye de forma notable las imperfecciones.

Su uso regular le proporciona a la dermis una alta concentración de antioxidantes, sustancias que inhiben la acción negativa del estrés oxidativo y los rayos UVA, a la vez que previenen el envejecimiento prematuro y el desgaste celular.

Contiene cantidades interesantes de vitaminas C y E, necesarias para estimular la producción de colágeno y elastina, dos sustancias que mantienen la piel firme y joven. Sus fitonutrientes ejercen efectos blanqueadores y regeneradores que, tras ser asimilados, disminuyen la hiperpigmentación de la piel para reducir las manchas notorias.

Sus propiedades antiinflamatorias reducen los episodios de alergias e irritación, y previenen alteraciones en la textura y color del rostro. También es ideal para mejorar la circulación bajo la piel y, de este modo, optimizar el proceso de oxigenación que ayuda a reparar las células.

Entre otras cosas, este producto ayuda a regular el pH cutáneo y prevenir el acné, los puntos negros y otras alteraciones derivadas de la producción excesiva de grasa.

¿Cómo elaborar este jabón artesanal de perejil?

Para elaborar este jabón artesanal con propiedades exfoliantes y aclaradoras debes asegurarte de adquirir ingredientes frescos y 100% naturales. Ten en cuenta que, aunque está diseñado para disminuir el aspecto de las manchas, también se puede preparar en casos de acné, enfermedades cutáneas y piel sensible.

Sus resultados no suelen darse desde la primera aplicación, pero día a día ayudan a darle un tono más saludable y estético a la piel.

Ingredientes

½ taza de infusión de té verde (125 ml)
½ taza de infusión de perejil (125 ml)
2 cucharadas de leche en polvo (20 g)
2 cucharadas de harina de avena (20 g)
6 cucharadas de jabón de glicerina (60 g)
2 cucharadas de miel de abejas orgánica (50 g)
Utensilios
Cuchara de madera
Recipiente hondo
Moldes para pastillas de jabón

Preparación

Prepara las infusiones de las plantas, añadiendo dos o tres cucharadas de las hojas en media taza de agua hirviendo. Cuando estén tibias, pásalas a través de un colador, viértelas en un recipiente hondo.
A continuación mezcla el líquido con la leche en polvo, la harina de avena y la miel.

Remueve todo con una cuchara de madera y asegúrate de obtener una pasta cremosa y homogénea.
En un recipiente aparte, derrite el jabón de glicerina al baño María, a fuego bajo. Cuando adquiera una consistencia líquida, retíralo del fuego e intégralo con la pasta cremosa antes de que se enfríe.

Almacena el jabón en los moldes y déjalo reposar hasta que se solidifique bien.

Modo de aplicación

Humedécete las manos y frota el jabón hasta obtener espuma.
Frótalo sobre la piel húmeda, y procura centrarte en las áreas manchadas y con imperfecciones.
Déjalo actuar 5 minutos y enjuaga.
Repite su uso todos los días, preferiblemente antes de ir a dormir.
¿Te animas a probarlo? Si aún no logras deshacerte de esas antiestéticas manchas, fabrica tu propio jabón de perejil y dales un tratamiento natural y eficaz.

Fuente