Alejandro-Montás-de-la-CAASD.

Tras varios meses de escasez, la tormenta tropical Erika trajo al país un ligero alivio con sus lluvias, sobre todo en los sectores más afectados por la sequía, como Santo Domingo Oeste y la parte norte del Distrito Nacional.

La noticia alentadora, según el director de la Corporación de Acueductos y Alcantarillado de Santo Domingo (CAASD), Alejandro Montás, es que con las lluvias dejadas por Erika el pasado viernes, los niveles de las presas aumentaron, lo que significa una mejoría en el servicio.

Indicó que las presas de Valdesia y Jigüey aumentaron dos  y ocho metros lineales, respectivamente, y que también hubo una mejoría en los sistemas Isa-Mana, Duey y Haina-Manoguayabo.

Explicó que Haina-Manoguayabo operaba con un sólo equipo antes de la tormenta y ahora está trabajando con once, lo que beneficiará a todos los sectores del municipio Santo Domingo Oeste, que eran los más afectados.

Indicó que la tormenta Erika ha dejado más beneficio que problemas, aportando agua suficiente para ser servida a la ciudadanía durante los próximos meses.

“No tuvimos pérdida humana, ni en ninguno de nuestros equipos ni en las instalaciones de nuestros acueductos.

Un leve alivio

El administrador de la Empresa de Generación Hidroeléctrica Dominicana (EGEHID), Demetrio Lluberes Vizcaíno, informo que la tormenta Erika permitió que los niveles de las presas sintieran un leve alivio, lo que garantiza que en los próximos meses se esté abastecimiento de agua al Gran Santo Domingo. Dijo que el viernes la presa de Jigüey inició con un nivel de 503.93 y que ayer a las 9:00 de la mañana tuvo 512.02, con un incremento aproximado de 18 millones metros cúbicos.

Sobre Valdesia, dijo que inició también el viernes con 134.43 y terminó en 136.32, con un incremento  de 7 millones y medio de metros cubicos. Asimismo, la presa de Hatillo pasó de 79.24 a 79.87 metros sobre el nivel del mar. Esto arroja una diferencia de volumen de 11 millones 600 mil metros cúbicos.

En tanto que respecto a la presa de Tavera, LLuberes Vizcaíno destacó  que el viernes tenía un nivel de 312.04 y en la mañana de ayer alcanzó 312.57,  para un incremento de 4 millones de metros cúbicos.

La presa de Rincón aumentó de 111.35 a  112.34,  para una diferencia de volumen de 2.6 millones de metros cúbicos. Sabana Yegua tenía un nivel de 364.75 y aumentó a 365.32, o sea, 2.4 millones de metros cúbicos más.

(+)
REITERAN LLAMADO AL AHORRO DE AGUA

Todos nuestros equipos están funcionando a plena capacidad lo que significa que la población empezará a beneficiarse con un mejor servicio en la distribución de agua potable”, expresó. El director de la CAASD reiteró su llamado al ahorro del agua e informó que la entidad tiene las sustancias químicas necesarias para librar de turbidez al líquido y servirlo con calidad. Indicó que continuarán ofreciendo el servicio a los hospitales y escuelas a través de las redes de distribución y por los camiones cisternas.

FUENTE