Policia de San Francisco de Macoris

San Francisco De Macorís.– Tres presos preventivos se intoxicaron anoche en la cárcel del Palacio de Justicia de aquí al ingerir alimentos envenenados, que presumiblemente estaban destinados a otros reos. La condición de salud de dos de los afectados es estable, mientras que la de otro es de cuidado.

Los afectados fueron identificados como Roberto Abreu, de 20 años, quien está detenido por violación a la ley de manutención de menores; Delvis Paredes González, también de 20 años y quien guarda prisión por posesión de drogas, y Jordani Manuel, quien fue llevado a la Unidad de Reanimación Cardiopulmonar del Hospital Regional Universitario San Vicente de Paul.

De acuerdo a los informes, los reclusos ingirieron una cena que le fue llevado a otro de sus compañeros, quien rehusó cenar por sospechar que querían asesinarlo.

La madre del recluso Delfín González Paredes, Rosa Paredes Hernández, denunció que su hijo ingirió una tostada que fue llevada por una mujer con el fin de envenenar al recluso Eddy Polanco Acosta, de 23 años, quien guarda prisión acusado de asesinar a José Manuel Brito Castillo (Negro), hecho ocurrido el día 20 de octubre del año pasado.

En tanto que Rogelio Abreu, padre de otro de los afectados, que se encuentra en estado de cuidado, afirmó que su pariente también comió de la tostada.

Las autoridades judiciales y policiales, todavía a media mañana de este lunes, no habían dado a conocer la versión oficial sobre el caso. La cárcel preventiva opera en el sótano del edificio que aloja el Palacio de Justicia de aquí.

FUENTE