asteroide-tierra-31 de Octubre-2015-raccoon-knows

No mires ahora, pero un asteroide se dirigirá hacia nosotros en Halloween.

Por otra parte, ve y mira. A medida que pasa cerca de la Tierra, aproximadamente a 482.800 kilómetros (un poco más lejos que la luna), el asteroide, llamado 2015 TB145, será visible para aquellas persona que cuenten con buenos telescopios… y para la NASA, la cual anunció el descubrimiento.

Refiriéndose al mismo como “uno de los mejores objetivos de radar del año”, un informe sobre el asteroide del Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL, por sus siglas en inglés) señaló que “el acercamiento realmente es una extraordinaria oportunidad científica para estudiar las propiedades físicas de este objeto”.

El asteroide estará viajando a través de Orión el 30 y 31 de octubre.

Sin embargo, lo bueno es que no impactará. Se estima que el asteroide tendrá de 300 a 600 metros de ancho y que viajará a un poco más de 125.500 kilómetros por hora. En comparación, el meteorito que explotó sobre el cielo de Cheliábinsk, Rusia, en el 2013, tenía alrededor de 20 metros de ancho.

El asteroide 2015 TB145 será el objeto conocido más grande en pasar tan cerca de la Tierra hasta el 2027.

Por supuesto, la palabra clave es “objeto conocido”. Hasta el 10 de octubre, la agencia espacial no tenía conocimiento sobre el asteroide 2015 TB145; la atención estaba más centrada en el asteroide 2009 FD, el cual pasará a casi 6,5 millones de kilómetros de la Tierra el 29 de octubre.

El 10 de octubre, el asteroide 2000 FL 10, el cual algunos consideraban que sería fatal, pasó a unos 24 millones de kilómetros.

JPL dirige la oficina de objetos cercanos a la Tierra de la NASA para darle seguimiento a ese tipo de visitantes celestes. Puedes seguir las noticias sobre el mismo en Twitter en @asteroidwatch.

Esta no es la primera vez que un asteroide pasa tan cerca de nuestro planeta a finales de octubre. El 30 de octubre de 1937, el asteroide binario Hermes —un preocupante visitante habitual de esas partes— estuvo a 805.000 kilómetros de la Tierra. Cada una de las partes de Hermes tiene un ancho de aproximadamente 600 a 900 metros.

Sin embargo, las órbitas de Hermes han sido bien trazadas en los últimos años. De acuerdo con un ingeniero de JPL, citado en un artículo de Cornell en el 2003, “no hay motivo para preocuparse durante el lapso de nuestra vida”.

FUENTE