El tiroteo y atropellamiento de transeúntes la tarde de este martes en el Bajo Manhattan habría sido un acto deliberado, según reportes preliminares de fuentes de la ciudad.

En principio, se indicó que una disputa entre dos conductores habría detonado la emergencia que, al momento ha dejado ocho muertos y 15 heridos.

Los reportes de medios locales como New York Times señalan que un hombre que conducía un camión pick-up con identificación de Home Depot se precipitó sobre un camino de bibicletas cerca de Hudson River, en West Side Highway.

Los informes también indican que el sujeto disparó desde el vehículo, aunque la más reciente información apunta a que el hombre no contaba con armas reales.

El sospechoso arrolló a transeúntes en una zona de tránsito de bicicletas. (Suministrada / Dino García)
Algunas de las víctimas del atropellamiento en Manhattan. (Suministrada / Dino García)

El conductor, presuntamente, impactó a un autobús escolar donde habían menores. Se desconoce si alguno de los ocupantes se encuentra entre los heridos. La huída del sospechoso fue seguida por una serie de accidentes a pocos bloques al norte de World Trade Center.

Un sospechoso se encuentra bajo custodia de las autoridades, que no descartan que se trate de un ataque terrorista.

“Lo que pasó fue que hubo un accidente…Salió de uno de los carros. El tenía dos pistolas. Estaba corriendo por Chambers y alguien empezó a perseguirlo”, relató al New York Post una estudiante de 14 años de la Stuyvesant High School que ubica en la zona. “Yo escuché seis disparos; todo el mundo empezó a correr”, agregó la adolescente.

Otro testigo, citado por el Daily News, dijo que el conductor disparó a al menos dos personas cuando intentaba escapar de la escena.

Sin embargo, el alcalde de Nueva York, Bill de Blasio que se dispone a ofrecer una conferencia de prensa, dijo que la amenaza ya no está activa.