Microsoft acaba de dejarlo muy en claro, aunque en realidad es un tema del que se ha venido hablando durante un tiempo: Windows 10 está destinada a ser la última gran versión de Windows. Jerry Nixon, un conocido desarrollador de la compañía, recientemente ha dado a conocer esta noticia durante su charla en la conferencia Microsoft Ignite.

Windows 10 sería la última versión de Windows

Windows 10 representará un cambio muy importante en la forma en que las compañías ven a la famosa plataforma de Microsoft, según se ha indicado. Varios ejecutivos del gigante del software ya lo han indicado: más que en un sistema operativo, Windows en el futuro se convertirá en un servicio. Esto es muy distinto a la plataforma que todos conocemos, la cual recibe pocos cambios hasta que llega una nueva versión. Ojo, Windows como tal seguirá existiendo y continuará siendo mejorado, pero no de la forma que todos conocemos hasta ahora.

Uno de los mejores ejemplos de software que funciona como servicio es Google Chrome. Para los usuarios, las actualizaciones son completamente transparentes ya que las mismas se realizan en segundo plano, y de hecho en muchas ocasiones se añaden funciones (o se quitan otras) sin que nos enteremos. Google incluso reemplazó el motor de navegación por Blink hace un par de años sin que la gran mayoría de los usuarios notaran la diferencia. Para muchos de nosotros, Chrome simplemente sigue siendo Chrome, y no Chrome 42 que en realidad es su versión actual.

Esta misma idea aplicará al sistema operativo de Microsoft: Windows será simplemente Windows y continuará recibiendo mejoras en segundo plano, además de ser una plataforma universal. No hay dudas de que los planes que la compañía tiene son muy grandes, solo esperamos que puedan llevarlos a cabo sin complicaciones y por supuesto sin que la experiencia de los usuarios se vea afectada negativamente.

FUENTE