La celulitis afecta por lo general las extremidades inferiores de las piernas; sin embargo, también puede surgir en el rostro, en los brazos y en otras partes del cuerpo. La enfermedad aparece cuando las bacterias entran en la piel debido a una fisura o una rotura.

Cómo se produce la celulitis

La celulitis aparece debido a que bacterias como los estreptococos y los estafilococos entran a la piel por medio de una rotura o una grieta. En este sentido, las bacterias pueden ingresar a través de heridas, cirugías recientes, úlceras e incluso por el pie de atleta o la dermatitis.

Otra causa de este problema son las mordeduras de animales. La piel seca y escamosa también es propicia para que las bacterias ingresen y produzcan la celulitis. Si bien es cierto que las piernas y los pies son los más afectados, también es común que se presente en los brazos, de acuerdo a lo que publica Clínica Mayo.

Síntomas de la celulitis

La celulitis produce los siguientes síntomas: enrojecimiento del área afectada, inflamación y sensibilidad en la piel, además de dolor y una sensación de calor. Otro de los síntomas es fiebre, formación de ampollas y manchas rojas.

Al presentarse estos síntomas es importante acudir lo más pronto posible a un centro médico para determinar las causas específicas y determinar si se trata de celulitis.

Cómo prevenirla

Para prevenir la celulitis, en primer lugar, hay que vigilar las heridas, lavarlas diariamente con agua y jabón. Se puede hacer de forma suave como rutina del baño cotidiano. Para proteger la herida de alguna infección lo mejor es aplicar un ungüento o crema para heridas superficiales.

Cubrir la herida con vendas y cambiarlas constantemente, y vigilar si la herida se infecta. Si es el caso, hay que acudir al médico. Para una evaluación previa. Si surge la dermatitis en el brazo, o en cualquier otra parte del cuerpo, hay que seguir las recomendaciones del especialista para evitar complicaciones y cuidar de nuestra salud.

Fuente