Loading...

image

 

Cortarle las uñas a un recién nacido no es tarea fácil, pero cortárselas a un niño, tampoco. Puede ser toda una guerra campal. Quizá cuando era bebé le veías muy indefenso y te costaba, y ahora que es algo más mayor, te cuesta porque no puede estar quieto.

La higiene es algo muy importante que se debe inculcar en los pequeños de la casa desde el primer momento puesto que el cuidado y la salud de los niños es prioridad. Es por eso que aunque tu hijo intente “escaparse” debe ducharse cada día, lavarse los dientes, tener siempre las manos limpias y cortar las uñas cuando se pase de largas.

Las uñas cuando son un poco más largas de la cuenta ya empiezan a ser más difíciles de poder limpiarlas y además acumulan microbios que pueden provocar infecciones ya que los pequeños siempre se están llevando las manos a la boca.

Por eso debes cortarle las uñas a tu hijo y saber cómo hacerlo para que no se convierta en toda una odisea.

El momento de cortarse las uñas

Primero debes mostrarte segura y tranquila para cuando te acerques a cortarle las uñas, recuerda que si él nota tu miedo, saldrá huyendo pensando que es algo malo.

Además, la calma y el cuidado deben ser protagonistas, porque si tu hijo es de los que se revuelven y ves que puedes hacerle daño o cortarle, para inmediatamente hasta que se quede más quieto. Si le haces una herida no se le olvidará y aún será más difícil.

El mejor momento para cortarle las uñas a un niño es sin duda después del baño porque tu hijo estará más relajado y las uñas además de limpias, estarás más blandas para cortarlas.

Cómo cortarle las uñas a un niño

No le cortes las uñas con unas tijeras cualquiera o de adulto, hazlo con unas que sean especiales para niños pequeños, de esta manera te sentirás más segura y te manejarás mejor con ellas. Si son bonitas, además le gustarán a tu pequeño.

Si a tu hijo le cuesta mucho, no pelees, simplemente distráele con alguna canción o juego que le guste para que se le olvide un poco que le estás cortando las uñas.

Aunque es demasiado pequeño para que sea él quien se corte las uñas, le puedes hacer partícipe siendo él quien decida por qué uña empezar.

Además para que pierda el miedo pueden practicar con algún peluche jugando a cortarle las uñas y que no duele nada, al acabar el juego hazle ver que el peluche está muy contento porque cortarse las uñas es muy importante para estar sano.

Fuente: Imujer